Ante una emergencia ambiental asociada con sustancias químicas o la contaminación de entornos ambientales diversos, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) pondera la restauración de los sitios afectados y da seguimiento al programa de remediación hasta la limpieza total de la zona dañada. 

En un comunicado, la dependencia informó que para este tipo de situaciones se requiere la capacitación y sensibilización sobre la aplicación del Sistema de Comando de Incidentes (SCI) para asegurar el desenvolvimiento adecuado de los recursos y personal en una emergencia química, a fin de proteger la vida, los bienes y el medio ambiente.

Puntualizó que una vez valorado el daño, se ordena y verifica la remediación de los sitios contaminados mediante la inspección y vigilancia a los responsables, para la restauración del suelo afectado y terminar con la limpieza del lugar.

En 2017, la Procuraduría realizó 221 visitas de inspección a empresas en las que se observaron afectaciones al suelo, derivadas de contaminación por residuos peligrosos, por lo que se determinó la clausura parcial de una empresa como medida de seguridad, mientras que en 150 se determinaron irregularidades menores y en el resto no se encontraron afectaciones.

También, se recibieron 655 notificaciones de la ocurrencia de emergencias ambientales, en las que 259 fueron provocadas por derrames de hidrocarburos y otras sustancias químicas, 126 por explosiones, 152 por incendios y 12 por otras causas.

Ante esto, se instauraron los procedimientos administrativos correspondientes para verificar la restauración de las áreas afectadas y evitar impactos ambientales adversos.

Del total de emergencias, la Agencia de Seguridad, Energía y Ambiente (ASEA) atendió 259 casos y la Profepa 396; de acuerdo con el Centro de Orientación para Atención de Emergencias Ambientales (Coatea), en México ocurren alrededor de 690 emergencias al año asociadas con la liberación de sustancias químicas.

Por ello, la autoridad ambiental promueve el Día Nacional para la Preparación y Respuesta a Emergencias Químicas (Dinapreq), el segundo viernes de julio, con el objetivo de que los sectores público, privado y social optimicen recursos y minimicen impactos al ambiente, población y bienes materiales.

El Coatea puso a disposición los números telefónicos para emergencias (01) (55) 2615-2045 y (01) (55) 5449-6391, (01) (55) 5449 6300, exts. 16986, 16152 y 16391 y el celular (55) 3233 5890. Además del correo coatea@profepa.gob.mx.