Las Fuerzas Armadas turcas ingresaron hoy a la ciudad siria de Afrín en apoyo al Ejército Libre Sirio (ELS) contra las formaciones kurdas, sin que los vehículos blindados turcos enfrenten una resistencia seria por parte de las fuerzas de autodefensa de los kurdos.

La incursión de los tanques en territorio sirio se registra en en el segundo día de la operación de Ankara denominada 'Rama de Olivo', que se ha llevado a cabo pocas horas después de que la aviación turca bombardeó objetivos de las milicias kurdas sirias en Afrín, según informa NTV.

El viernes, las Fuerzas Armadas turcas realizarón al menos 10 bombardeos transfronterizos en Afrín, una zona de población kurda.

Los ataques fueron dirigidos contra el YPG del Kurdistán sirio, que Ankara considera una organización terrorista.

Se estima que el 65 por ciento de la frontera entre Turquía y Siria está controlada actualmente por agrupaciones kurdas ligadas al YPG, destaca RT. 

El presidente turco Recep Tayyip Erdogan afirmó la víspera que su país limpiará sus fronteras de "terroristas", al confirmar el inicio de la Operación Rama de Olivo para expulsar a los combatientes kurdos sirios en la región de Afrin, en el norte del país vecino.

El líder turco indicó que la ofensiva militar está dirigida contra los militantes de las Unidades de Protección Popular del grupo Pueblo Kurdo de Siria (PYD/YPG), una rama siria del separatista Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK), que ocupan Afrin desde 2012.

La operación, que comenzó en Afrin y continuará en Manjib, también bajo control de milicias kurdas sirias, “tiene como objetivo mejorar la seguridad nacional de Turquía” para evitar que se forme un “corredor de terror” en la frontera sur, dijo.

El presidente turco criticó el apoyo de Estados Unidos a grupos como las Fuerzas Democráticas Sirias (SDF), Partido de la Unión Democrática (PYD) o las Unidades de Protección Popular (YPG), a las que calificó de "terroristas".

“Aquellos que arman terroristas pronto comprenderán que no hay un socio confiable en la región además de Turquía”, sostuvo Erdogan y añadió que “están jugando en Siria a su manera, cambiando el nombre de la organización terrorista, pero es una misma organización PKK, PYD, YPG”.

El Estado Mayor turco del Ejército de Turquía informó que la Operación Ramo de Olivo comenzó la tarde de este sábado en la región de Afrin para “restablecer la seguridad y estabilidad en nuestras fronteras, eliminar a los terroristas y salvar a los nuestros de la opresión y crueldad”.

“La operación se lleva a cabo en el marco de los derechos de Turquía basados en el derecho internacional, especialmente en las decisiones del Consejo de Seguridad de la ONU y según el derecho de autodefensa en la Carta de la ONU, respetando la integridad territorial de Siria”, precisó.

La declaración, publicada en la página web del ejército turco, dice que la operación apunta a los "terroristas" y sus refugios, armas, material y equipo, por lo que “tomará en cuenta que ninguna persona civil e inocente sea perjudicada”.