El Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi) recomendó al gobierno de Guatemala corregir su política fiscal, luego de realizar una evaluación de las finanzas públicas durante la administración del presidente Jimmy Morales, indicaron hoy fuentes de la entidad.

De acuerdo con el análisis del Icefi, Guatemala registra pocos resultados, “con una gestión presidencial contraria a la transparencia y al esfuerzo contra la corrupción”.

La entidad regional instó al presidente Morales a corregir la política fiscal “y hacer de esta un instrumento, con principios y legitimidad democrática, para la atención efectiva de las demandas y necesidades de la población”. 

El pasado domingo, el presidente Morales presentó su segundo informe de gobierno en el que destacó que trabajan por la transparencia en la gestión pública y la modernización del Estado.

El Icefi indicó que, de acuerdo con datos preliminares del Ministerio de Finanzas Públicas, el año pasado la carga tributaria fue de 10.2 por ciento, por debajo del 10.5 por ciento esperado y del 10.4 por ciento alcanzado en 2016.

Apuntó además que, pese a los malos resultados, el gobierno no hizo ningún intento por impulsar una reforma fiscal integral que resolviera los problemas estructurales, principalmente en materia tributaria, y propiciar así el incremento del gasto social.

El Icefi destacó en su análisis que la ejecución del gasto observada en diciembre de 2017 “contrasta dramáticamente con los resultados y prioridades del gobierno”.

En ese sentido, consideró que el gobierno incurrió en “una deficiente planificación y ejecución del presupuesto a lo largo del año”, lo que provocó que Guatemala se viera afectada por problemas como desnutrición infantil y abandono escolar.

La entidad advirtió que 111 menores fallecieron el año pasado por desnutrición y que menos niños se matriculan en las escuelas a pesar del crecimiento de la población. 

El Icefi afirmó que el estudio integral de los indicadores macrofiscales “demuestra un desempeño fiscal pobre y aquejado por problemas coyunturales y estructurales que se han exacerbado al no ser atendidos”.

“Un factor que hubiese coadyuvado a solventar la profunda desconfianza ciudadana hubiese sido un esfuerzo efectivo en materia de transparencia fiscal”, sostuvo la entidad.