Los huracanes, sismos e incendios que se tuvieron en México y otros países tendrán un impacto en los precios de los seguros, aunque esto dependerá de las compañías y los productos, consideró el director general de la reaseguradora Swiss Re, Francisco Díaz.

"Los siniestros que ocurrieron por huracanes en el Caribe, más los sismos en México, los incendios que vimos en los últimos meses en California y todas las catástrofes que sucedieron en otros países, hicieron que 2017 fuera un año récord en monto de daños económicos causados por desastres naturales y en el monto que la industria va a pagar a los asegurados", señaló a Notimex.

En el marco de las XV Jornadas de Seguro y Reaseguro 2018, que inicialmente se llevarían a cabo en septiembre pasado pero se retrasaron por los sismos de ese mes, el directivo destacó que sólo de los tres huracanes Harvey, Irma y María que afectaron el Caribe y el sur de Estados Unidos, se habla de siniestros por 100 mil millones de dólares.

"Evidentemente estos daños hacen que la industria de seguros esté más presionada en pagar los rendimientos y los retornos que los accionistas y las corporaciones como accionistas pretenden recibir de las compañía de seguros", comentó.

Sin embargo, que haya catástrofes no quiere decir que al siguiente año suban los precios de los seguros; la industria llevaba de cinco a seis años con una baja sostenida de precios a nivel internacional y ya no estaba pagando los retornos que debía, agregó.

El directivo consideró que la industria aseguradora debe lograr que los rendimientos se mantengan atractivos para atraer capitales y cubrir las necesidades de aseguramiento de la población.

"Por eso se habla del incremento en precios. No hay un incremento en precios como tal, simplemente porque ocurre una catástrofe, pero de acuerdo con las tendencias, el consenso del mercado, sí puede ser uno de los resultados de este año 2017 tan catastrófico", manifestó.

Francisco Díaz estimó que no se puede esperar un incremento generalizado, sino dependerá de la condición de cada empresa o de las particularidades de su negocio y el impacto que tengan en lo individual.

Durante el primer día de las Jornadas de Seguro y Reaseguro 2018, se habló sobre el impacto que el cambio climático puede hacer en la salud, pues se esperan cambios en la mortalidad y morbilidad a raíz de las variaciones de climas.

Se puso como ejemplo que, debido al cambio climático, ocurren más huracanes y las temporadas de calor son más largas, y hay agentes patológicos como los insectos que duran más y pueden esparcir epidemias de un efecto mayor que antes.

Lo anterior genera que las temporadas de epidemias como la influenza o fiebre amarilla se extiendan de manera importante, en tanto que otro impacto está en la calidad del aire que genera mayores enfermedades respiratorias, entre otros.

Ante estos cambios, el sector asegurador tiene un impacto relevante tanto en los siniestros que tiene qué pagar, así como en los productos y precios que debe ofrecer hacia delante.