El Gobierno de la República enfrenta el reto de los rezagos y la pobreza con todos los recursos a su alcance, aseguró el titular de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Eviel Pérez Magaña.

En el marco de una gira de trabajo por Chiapas, el responsable de la política social del país aseguró que dicho reto “nos une y siempre nos encontrará fuertes para enfrentarlo con todos nuestros recursos y la mayor de las voluntades”.

Muestra de ello es que durante 2017 Chiapas recibió apoyos federales sin precedentes por casi 21 millones de pesos, lo que permitió que esta red de protección social ampliara sus expectativas en el estado, al lograr que tres de cada cinco chiapanecos sean beneficiarios de los Programas de Sedesol.

Al recorrer las comunidades de Bambú y Las Gaviotas, del municipio de Ocozocoautla, en la presa de Nezahualcóyotl, Pérez Magaña supervisó la producción de Tilapia, cuya pesca se ha convertido en una opción productiva para los habitantes de la región, que produce anualmente 100 toneladas de dicha especie.

El funcionario federal destacó que gracias a los programas desplegados por la Sedesol a través del Instituto Nacional de la Economía Social (Inaes) se han creado más de 300 empleos directos y retomado la actividad acuícola en la región.

Posteriormente, encabezó una reunión de trabajo con productores de cebolla, pepino, chile, pitaya y huevo; y en el embarcadero Apic Pac, expresó que impulsará esquemas de financiamiento social para fileteo, empacado de pescado y la construcción de un centro de acopio.

Pérez Magaña informó que 739 mil familias chiapanecas cuentan con el respaldo del Programa Prospera para alimentación, salud y educación y para impulsar proyectos productivos.

Por otra parte, destacó que se logró que 224 mil adultos mayores ya cuenten con el apoyo que brinda el Programa Pensión de Adultos Mayores que instrumenta la dependencia; además de que 320 mil jefas de familia cuentan con un Seguro de Vida que protege a sus hijos y garantiza su educación, en caso de que ellas llegaran a faltar.

Agregó que el trabajo realizado en Chiapas ha beneficiado a casi 54 mil chiapanecos, mujeres embarazadas y en lactancia, niños, adultos mayores, personas con discapacidad, quienes reciben alimentación nutritiva y suficiente en los 431 comedores comunitarios instalados por la Sedesol.

Pérez Magaña comentó que junto a estas acciones, unas 171 mil personas reciben leche del programa de abasto Liconsa, 21 mil de ellas a un peso el litro en 39 municipios del estado, mientras que Diconsa cuenta con casi dos mil tiendas que distribuyen productos de la canasta básica a precios preferenciales.

Por último, destacó que esta ruta de apoyo está marcada por la coordinación interinstitucional, por un federalismo social que permite a los tres órdenes de gobierno trabajar en equipo, por el uso de modernas herramientas de información, por políticas sociales que se instrumentan con criterios de eficacia y transparencia.