El cantante Rodrigo Dávila tendrá un 2018 cargado de sorpresas con el lanzamiento de su disco solista “Canciones de cuna y luna”, así como el estreno de la cinta “La boda de Valentina” y la serie “M.I.N.T” para las que hizo la música.

Tras el estreno hace unas semanas del filme “Camino a Marte” para el que realizó la música, Dávila continúa disfrutando de este rubro, pues se encuentra afinando los detalles de lo que será su disco solista, del que ya dio una probadita.

En entrevista con Notimex, el líder de la banda Motel compartió que en estos últimos días del año se ha dedicado de lleno a dar forma a su EP “Canciones de cuna y luna”, el cual tiene previsto lanzar en los primeros meses de 2018, conservando su toque, pero experimentando con nuevos ritmos.

Pero no solo esto traerá el 2018 para el hijo del cantautor Álvaro Davila, sino también otros proyectos que lo llenan de emoción, ya que en los últimos años se ha dado a la tarea de participar en la música de importantes proyectos como “I hate love”, del director Humberto Hinojosa.

En esta pasión por la creación de piezas musicales para cine también hizo recientemente “La boda de Valentina” la cual es protagonizada por Marimar Vega y Omar Chaparro, “es una historia linda y ya lo terminé, porque el estreno se tiene planeado para febrero”.

Señaló que para esta producción solo hizo la música, pues fue el actor y cantante Omar Chaparro, quien interpreta el tema central de la historia, que gira en torno a una chica que deberá escoger entre casarse con un estadunidense o un mexicano.

Adelantó que el tema principal es un "remake" de una conocida canción de los años 80, que Omar Chaparro interpreta muy a su estilo.

También se encuentra a la espera del estreno de "M.I.N.T", serie que habla sobre un grupo de jóvenes estudiantes a quienes les cambia la vida, tras construir un casco de realidad virtual, convirtiéndose de la noche a la mañana en millonarios y genios.

Para esta serie, el cantautor invirtió varios meses para hacer la música, ya que es un proceso diferente por tratarse de más capítulos, aunque la experiencia siempre resulta grata.

Es así como Rodrigo Dávila se alista para recibir el 2018, cargado de música y esperando que más directores confíen en él para sumarse a sus proyectos.