Los municipios de Matamoros, Reynosa y Madero concentran el 70 de los más de 12 mil nacimientos registrados en hospitales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), ubicados en esta entidad.

La coordinadora de los Servicios de Ginecología y Obstetricia del Hospital General de Zona (HGZ) número 15 del IMSS en Reynosa, María Aurora Martínez, refirió que en el periodo comprendido de enero a octubre del presente año 2017, se reportaron 12 mil 713 nacimientos en Tamaulipas.

Mencionó que las zonas de Reynosa y Madero, junto con la de Matamoros. concentran más del 70 por ciento del total de nacimientos registrados durante el presente año.

Detalló que por zona hospitalaria, Ciudad Mante registró 862 nacimientos; Ciudad Victoria, mil 254; Nuevo Laredo, mil 633; Matamoros, dos mil 469; Ciudad Madero, dos mil 859, y Reynosa, tres mil 636.

Destacó la importancia de acudir a consulta preconcepcional desde el momento que se tiene el deseo de embarazo, esto con la finalidad de identificar factores que afectan la salud para revertirlos y poner en las mejores condiciones a la paciente para el inicio de su embarazo.

La especialista del IMSS explicó que se hace énfasis en identificar posibles riesgos reproductivos, además, para llevar entre paciente y médicos un control preciso y adecuado de la etapa gestacional, que permita prevenir complicaciones durante el embarazo y posibles daños a la salud de la mujer y/o hijo.

“Un embarazo saludable implica que las pacientes cumplan con al menos siete consultas médicas que establece el programa de salud materna, y puedan llevar un debido cuidado en todo el proceso de gestación”, dijo.

Aurora Martínez señaló que las recomendaciones generales que se hacen para conservar la salud durante el embarazo incluyen una alimentación balanceada a base de frutas, verduras, legumbres, carnes, leche y sus derivados.

Además de utilizar ropa holgada, zapatos cómodos con tacón ancho no mayor de tres centímetros de altura, caminar durante 20 o 30 minutos diarios, descansar acostada dos o tres veces al día, durante 10 minutos.

Aunado a lo anterior, evitar fumar, beber alcohol, cargar cosas pesadas, subir y bajar escalones muchas veces o permanecer mucho tiempo de pie, y tomar únicamente los medicamentos recetados por su médico.