Durante este año, alrededor de 9 mil estancias infantiles atendieron a 322 mil niños que viven en condiciones de pobreza, ofreciéndoles a sus padres o tutores un espacio donde pueden dejarlos mientras buscan trabajo o asisten a éste.

Este Programa que opera la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) brinda un esquema de seguridad social a las madres, padres solos o tutores, en situación de carencia o pobreza, para que puedan integrase o permanecer en el mercado laboral o en su caso, para estudiar, con la confianza de que sus hijos se encuentran en lugares seguros y recibiendo atención  de calidad.

De esta manera se otorgan 900 pesos mensuales por cada niña o niño de entre un año de edad y hasta un día antes de cumplir los 4 años, y de mil 800 pesos mensuales por cada infante de un año de edad y hasta un día antes de cumplir los 6 años, si presentan alguna discapacidad.

Los recursos que otorga el Programa de Estancias Infantiles son recibidos por las personas responsables de estos espacios, mismos que les permiten cubrir parte del costo de los servicios de cuidado y atención infantil que ofrecen.

Durante 2017, el Programa de Estancias Infantiles operó en mil 284 municipios del país y se ejerció un presupuesto superior a los 2 mil 900 millones de pesos.