El presidente peruano Pedro Pablo Kuczynski indultó hoy al exmandatario Alberto Fujimori, lo que a juicio de politólogos constituye un gesto hacia el congresista Kenji Fujimori, quien junto con otros legisladores fujimoristas se abstuvo en la votación que decidió la suerte del gobernante.

El pasado jueves, el Congreso peruano rechazó la salida de Kuczynski, acusado de una "permanente incapacidad moral” por sus vínculos con la empresa brasileña Odebrecht.

La destitución debía ser aprobada con al menos 87 votos, pero los partidarios de la salida de Kuczynski sólo sumaron 79, 21 en contra y 18 abstenciones, entre éstas las de Kenji Fujimori, hijo del expresidnete indultado este domingo, y nueve parlamentarios de su grupo político.

Conocido el resultado legislativo, surgieron los comentarios de politólogos locales respecto al “precio” que había pagado el jefe de Estado por permanecer en el poder con el sector del fujimorismo ligado a Kenji.

Los analistas recordaron el resultado de la votación del pasado jueves y lo determinante que fueron el hijo de Fujimori y sus legisladores para la continuidad del gobernante peruano.

La Secretaría de Prensa del Despacho Presidencial señaló en un comunicado que Fujimori presentó el pasado 11 de diciembre, ante el Instituto Nacional Penitenciario, una solicitud de indulto y derecho de gracia por razones humanitarias.

“Una junta médica oficial ha evaluado al interno y ha determinado que el señor Fujimori padece de una enfermedad progresiva, degenerativa e incurable y que las condiciones carcelarias significan un grave riesgo a su vida, salud e integridad”, consignó.

Añadió que la Comisión de Gracias Presidenciales “recomendó al presidente de la República, en consideración al estado de salud del interno y de otros siete internos más, conceder el indulto por razones humanitarias”.

Por ese motivo, Kuczynski “ha decidido conceder el indulto humanitario al señor Alberto Fujimori Fujimori, y a otras siete personas que se encuentran en similar condición”.

Fujimori, quien fue recluido en septiembre de 2007 tras llegar extraditado de Chile, cumplía una pena de 25 años por homicidio calificado con alevosía por las matanzas de Barrios Altos y La Cantuta y por el secuestro agravado por las detenciones del periodista Gustavo Gorriti y el empresario Samuel Dyer.

El expresidente Fujimori también fue condenado a seis años de prisión en diciembre de 2007 por usurpación de funciones.

Más tarde, en julio de 2009, recibió una condena a siete años y medio de cárcel por peculado doloso y falsedad ideológica.

En septiembre de 2009, Fujimori recibió una pena carcelaria de seis años por los pagos ilegales a los congresistas tránsfugas, por el espionaje a políticos y periodistas y por la compra de Cable Canal de Noticias y de la línea editorial del diario “Expreso”.

Sin embargo, este año, ante el Ministerio de Justicia, se habían presentado 43 pedidos de indulto a favor del expresidente Fujimori.