Para Francisco Olvera, dirigente del PRI en la Ciudad de México, la clave para ganar las elecciones en la capital radica en que siga como el único partido incluyente y que todos los militantes de ese instituto político estén en todos los sectores de la sociedad, sin excepción.

“Nosotros no nos segregamos en razón de la forma de pensar, de creencias, de preferencias de género o de cualquier otra índole. Somos un partido que se abre a la sociedad en su conjunto”, destacó el líder del Partido Revolucionario Institucional (PRI) capitalino.

Además, dijo, apelamos a la reflexión de mucha gente que ha militado y formado parte del partido en esta ciudad y que por alguna razón nos dejó de dar su voto. “A ellos les decimos que este partido se constituye como una verdadera alternativa en la ciudad”.

Destacó que hoy “vemos una izquierda desgastada por tantos años de gobierno y no buenos resultados. En este sentido, yo siento que los enemigos de los partidos políticos que gobiernan la ciudad son ellos mismos, y esto lo vamos a comprobar en las próximas elecciones”.

Y habla de la problemática que hoy enfrenta la capital. “Está el tema de la movilidad, que cada vez es mayor el tiempo de traslado. Tenemos el problema del agua, que sobre todo en las demarcaciones periféricas es un conflicto serio, y así podríamos seguir con tantos temas que no han sido del gusto de la gente”.

Al ser interrogado sobre quien será el principal adversario a vencer, sin dudarlo respondió contundente: “Nuestro adversario principal será el abstencionismo, y ese voto indeciso es al que vamos a conquistar”.

Lo anterior porque, dijo, al estar encabezados por un proyecto como el que representa Mikel Arriola, estoy seguro que la sociedad, en particular la ciudadanía que no simpatiza o no tiene un partido de preferencia hoy en día, se decantará por el PRI.

Mencionó que cuando revisan encuestas o cuando analizan preferencias electorales, “nos damos cuenta de que es mayor el número de indecisos que el número de personas que reflejan una tendencia”.

Cuando los indecisos conozcan a Mikel, su hoja de vida y sus logros profesionales, “no tengo duda que se van a inclinar por él. No nos interesa derrotar lo que creo que está muy perdido, sino ganar aquella confianza de la sociedad que hoy aún no ha tomado una decisión”, señaló.

Sobre si tienen en mente una meta para ganar, el ex gobernador de Hidalgo señaló: “De entrada, yo diría que la primera estrategia es no perder las tres delegaciones que ya se tienen, donde el esfuerzo de los priistas ha permitido obtener esos triunfos”.

Y remató: “Un partido como el Revolucionario Institucional, compite para ganar todo. Si bien en la ciudad hemos estado en desventaja durante muchos años, eso es sólo una cuestión histórica que hoy nos preparamos para revertir, competir y ganar en todos lados".

Sobre si ganarán el Congreso local, respondió que hoy tenemos ya diputados de mayoría, diputados de representación proporcional; todavía no se construye una bancada fuerte. Sin embargo, estoy seguro que en las próximas elecciones, con esta inercia de recuperación que tenemos de la ciudad, ganaremos.

Sobre si hará una reestructuración del PRI capitalino en pos de alcanzar los objetivos que se ha trazado, respondió que sí, " y en ese sentido estaremos pensando en los mejores perfiles; hay mucha gente que está haciendo el trabajo y lo está haciendo bien".

Sobre la estrategia para obtener los triunfos a los que aspira, respondió que instalarán módulos de atención social, tanto en la sede central del partido local, como en las sedes delegacionales, para que la gente pueda tener orientación jurídica, económica y de toda índole.

Y ejemplificó: “Entiendo que esta ciudad, por lo que yo veo en las noticias todos los días, lo que pasa incluso en la zona metropolitana, no ha sido posible contener la violencia hacia las mujeres.

Este es un problema muy delicado y lo que haremos es brindar asesoría jurídica y psicológica para atender a la mujer que es violentada.

Este, dijo, es sólo un ejemplo de las muchas banderas que habremos de enarbolar para hacer que la gente vea que el partido tiene alternativas serias, pues no podemos pasar por alto que la mayor parte de los habitantes de la capital son mujeres.

“Creo que hay una gran deuda con ese sector de la población, para mejorar desde el punto de vista programático, jurídico, y social su condición”, aseguró.

En el tema de seguridad, hay comités vecinales que se preocupan por este tema, y que muchas veces no se les consulta a ellos, para adoptar las mejores estrategias con el fin de entrar, mantener una constante prevención de la delincuencia en ese tipo de áreas, manifestó.

En síntesis: “el contacto constante con la gente, a través de identificar los puntos de encuentro, y que esto nos dé una gran consulta habrá de ser la forma en la que habremos de elaborar un gran programa de gobierno, que encabezará, estoy seguro, nuestro próximo jefe de gobierno, Mikel Arriola", concluyó.