El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) proporciona atención psicológica a derechohabientes que padecen algún tipo de cáncer, como parte de su tratamiento integral.

La especialista en psicología del IMSS en Sonora, María Trinidad Contreras, señaló que con ello se busca contribuir a que los pacientes mantengan un buen estado de ánimo.

Destacó la importancia de atender también el aspecto emocional en este tipo de padecimientos, ya que la actitud con que se haga frente a la enfermedad tiene que ver en el éxito del tratamiento oncológico recibido.

“Pacientes que pasan por un proceso de este tipo pueden llegar a tener manifestaciones de trastornos depresivos y lo que buscamos con el tratamiento psicológico es tratar de influir para evitar consecuencias o afectaciones, ya sea físicas o de comportamiento”, apuntó.

Entre los trastornos que pueden presentarse están el insomnio, modificaciones en los hábitos alimenticios o el dejar de hacer ejercicio, lo cual causa un efecto adverso en el organismo o situaciones mucho peores como la negación al tratamiento.

Contreras señaló que los pacientes también pueden negarse a la cirugía o a las sesiones de radio o quimioterapia.

La especialista resaltó la importancia de contar con una red de apoyo psico familiar y por ello la atención también se otorga a los familiares más cercanos del paciente, los que conviven a diario con los enfermos.

Manifestó que se busca que los familiares de quienes padecen cáncer tengan la orientación necesaria para ayudarle en momentos difíciles.