En este sexenio, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ha beneficiado a más de 70 mil pacientes e intervenido quirúrgicamente a 16 mil 565, durante la realización de 113 encuentros médicos en distintos estados de nuestro país.

En 2017, realizó ocho mil 417 cirugías como resultado de las más de 14 mil 600 consultas que se llevaron a cabo en 29 jornadas médicas, principalmente en comunidades rurales e indígenas.

Mediante la estrategia de Encuentros Médicos Quirúrgicos (EMQ) del programa IMSS-Prospera se atiende a la población de zonas alejadas para solucionar  problemas de salud que van desde cataratas, corrección de malformaciones, secuelas de accidentes, traumatismos y quemaduras, hasta el tratamiento de lesiones para evitar el desarrollo de cáncer de mama y cérvico uterino.

El jefe de la División de Proyectos Especiales en Salud del IMSS, Felipe Cruz Vega, dijo que 220 personas integran el equipo médico de especialistas, enfermeras, técnicos y rehabilitadores que, de manera itinerante, acude a comunidades rurales y permanece durante una semana valorando a los pacientes y realizando las cirugías.

En las localidades más alejadas y en donde el personal médico requiere equipo especializado para cirugías de alta complejidad, como trastornos de la vista o de tipo ginecológico, se trasladan unidades médicas quirúrgicas y de diagnóstico con equipos de mastografía, ultrasonido y rayos X, para el mejor diagnóstico y cirugía.