La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) rescató ejemplares de tres distintas especies de vida silvestre en Guerrero, dos de las cuales fueron liberadas y una más trasladada a la Unidad de Manejo Ambiental (UMA) Zooselva.

En una primera acción, agentes ambientales liberaron 76 crías de Tortuga Golfina y un ejemplar de Iguana Negra en Guerrero, en atención a la solicitud de una persona que se percató del nacimiento de crías de tortuga, producto de una nidada en Playa Caletilla, en Acapulco.

Además, se estableció vigilancia hasta que concluyó la eclosión de los ejemplares de vida silvestre marina, los cuales se encontraron en aparente buen estado de salud, lo que motivó a que se procediera a su liberación en la Playa Pie de la Cuesta, señaló la dependencia federal en un comunicado.

En relación a la Iguana Negra (Ctenosaura pectinata), ésta fue rescatada luego de que el hombre que la traía consigo en la zona urbana de la localidad, la dejó sobre una banca al percatarse de la presencia de los inspectores de Profepa.

Al considerar que el reptil se encontraba en aparente buen estado de salud, se procedió a su liberación en la zona de la Laguna Negra de Puerto Marqués.

El ejemplar de Zorra Gris (Urocyon cinereoargenteus) fue reportado por personal de una empresa, ya que deambulaba desorientado cerca del área de alberca de un hotel cercano al predio del Aeropuerto de Acapulco, por lo que personal de la Procuraduría acudió al sitio para rescatarlo.

Una vez capturado, se constató que se trataba de un macho dócil e improntado (domesticado), pues no se mostró agresivo ante la presencia de las personas, lo que sugiere que vivía en cautiverio.

Para su respectiva vigilancia médica, alimentación y cuidados propios de la especie, fue trasladado a las instalaciones de la Unidad de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMA) Zooselva Región Guerrero.

Dos de las especies rescatadas se encuentran listadas en la Norma Oficial Mexicana NOM-059-SEMARNAT-2010: la tortuga marina de la especie Golfina (Lepidochelys olivacea) en Peligro de extinción (P) y la Iguana negra (Ctenosaura pectinata) como Amenazada (A).