Las malformaciones de nacimiento del aparato genital femenino representan una entidad clínica de relevancia, principalmente en pacientes en edad reproductiva, afirmó la especialista médica Isabela Martínez Robles.

La directora de Vida Instituto de Reproducción Humana del Noroeste, abundó que las llamadas malformaciones Müllerianas, aunque son poco frecuentes, constituyen una de las causas de infertilidad femenina.

“Las pacientes que presentan este tipo de anomalías cursan con esterilidad, abortos repetidos en el primer trimestre y retraso del crecimiento fetal intrauterino”, manifestó la facultativa responsable del instituto.

Agregó que la prevalencia promedio en la población general es de 6.7 por ciento, en la población infértil de 7.3 por ciento y en pacientes con pérdida gestacional recurrente de 16.7 por ciento.

Refirió que las malformaciones Müllerianas más frecuentes, son útero septado, bicorne, arcuato, didelfo, uniforme e hipoplasia uterina.

Indicó que los síntomas son inespecíficos y dependen de la etapa de vida en la que se encuentra la mujer, del tipo de anomalía, grado de complejidad y alteraciones agregadas.

Ejemplificó que en las adolescentes toman la forma de dolor pélvico, al menstruar, al tener relaciones sexuales, sangrado vaginal anormal e irregularidades menstruales.

“En etapas donde la mujer busca el embarazo la infertilidad primaria suele ser el síntoma principal o pérdidas recurrentes de embarazos, algunas malformaciones congénitas son consecuencia de una falla en una etapa del desarrollo embriológico”, anotó.

Realizar un diagnóstico de estas entidades requiere de un amplio conocimiento de la anatomía genital femenina, así como para la interpretación de manera correcta de los estudios de imagen que se realicen, expuso.

Añadió que los recientes avances tecnológicos como la laparoscopia e histeroscopia, entre otros, contribuyen de forma relevante a lograr diagnósticos y tratamientos más precisos.

“Es importante mencionar que con los tratamientos más precisos, muchas de estas pacientes pueden lograr el embarazo, inclusive de forma natural, o en su defecto, con alguna técnica de reproducción asistida como la Fertilización In Vitro”, anotó.

La directora del Instituto de Reproducción Humana agregó que en la mayoría de los casos, con el adecuado control prenatal en manos de un especialista se podrá llevar los embarazos a término y nacimiento de éstos sin problema alguno.