El secretario general ejecutivo de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (Anuies), Jaime Valls Esponda, afirmó que sería inconveniente cancelar la reforma educativa, pues le da al Estado la capacidad de regular la enseñanza.

En conferencia de prensa, indicó que esta organización trabaja en la capacitación de los maestros, toda vez que lo que no se evalúa no se puede mejorar.

“Es importante capacitar a los docentes; en eso estamos trabajando junto con la Secretaría de Educación Pública y otras instituciones asociadas desde hace más de 10 años en educación superior y ahora lo estamos haciendo en educación básica”, señaló.

En el tema de impartición de justicia, subrayó que ya han firmado convenios con la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés) para la capacitación de jueces y apoyar al nuevo sistema penal acusatorio.

Valls Esponda mencionó que 16 universidades públicas y privadas del país trabajan para homologar contenidos para dar diplomados y especialidades.

También, comentó que se han reunido con Álvaro Vizcaíno Zamora, secretario Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, y con Renato Sales, comisionado nacional de Seguridad, con quienes abordaron el tema de capacitación de la Policía Federal.

Subrayó que luego del aumento al presupuesto federal a ciencia y tecnología, se tuvo una reducción que impactó el crecimiento de estos rubros, lo que no detuvo el impulso a estos temas en México.

En el caso del apoyo a las universidades, dijo que ha habido algunos ajustes a los fondos extraordinarios "pero lo importante es destacar que con el subsidio ordinario, que es con lo que trabajan las universidades, se ha mantenido”.

El directivo comentó que la Anuies trabaja en un documento que propondrá para los próximos 12 años en materia de renovación de la educación superior.

“Es un documento que tiene una visión 2018-2030 en los temas de gobernanza, de calidad y temas responsabilidad social y evaluación, que son fundamentales en legislación; hay una ley de coordinación en educación superior que data desde 1978 y ya el próximo año cumplirá 40 años y sin duda hay que revisarla”, concluyó.