Para anunciar el inicio de las fiestas de Navidad y Año Nuevo, los barrios de Chilpancingo vivieron la tradición y el folclor llenos de música y color durante el Paseo del Pendón en su edición 192.

La alegría y color reinaron en cada una de las calles que conforman los casi cinco kilómetros de recorrido y cinco barrios, donde participaron 126 contingentes con danzas, bandas de música de viento e instrumentos tradicionales, grupos folclóricos y carros alegóricos.

Esta edición más del Paseo del Pendón, que enmarca el inicio de la Feria de San Mateo, Navidad y Año Nuevo en su edición 192, fue encabezada por el gobernador del estado, Héctor Astudillo Flores, acompañado de su esposa Mercedes Calvo, quienes convivieron con los chilpancinguenses la tradicional fiesta, que es una con mayor arraigo en el estado.

La alegría y la convivencia familiar se vivió a partir de la calle Miguel Hidalgo donde inicia el Paseo del Pendón y recorre las calles 5 de Mayo, Belisario Domínguez, avenidas Benito Juárez e Ignacio Ramírez, siguiendo el trayecto hasta Heroínas del Sur, para culminar el recorrido en la plaza de toros Belisario Arteaga.

Una vez concluido el recorrido dio inicio el porrazo del tigre, una pelea que combina la lucha grecorromana con la tradición guerrerense.

Las familias que esperaban afuera de sus viviendas aprovecharon la ocasión para tomarse fotos con los tradicionales danzantes Tlacololeros, el Tigre y otros danzantes que recorrieron los barrios de Chilpancingo.

Los tlacololeros, los diablos, así como otras danzas folclóricas de las demás regiones del estado demostraron la majestuosidad de la cultura guerrerense.

Los danzantes iban al ritmo de la música tocada con instrumentos rudimentarios y otros con música conocida como de chile frito y de viento.

El operativo para resguardar la integridad física de quienes asistieron a este tradicional festejo estuvo integrado por 400 elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional, Marina Armada de México, policía federal, estatal, así como la Secretaría de Protección Civil estatal y municipal.

El recorrido terminó con el arribo de los contingentes a la plaza de toros Belisario Arteaga, donde disfrutaron del "porrazo del tigre", con la participación de los cinco barrios tradicionales de la capital.