La diputada federal Verónica Delgadillo García, de Movimiento Ciudadano, propuso reformas al Código Penal Federal para excluir de ese ordenamiento el robo por necesidad.

La legisladora afirmó que en México existen más de siete mil personas en la cárcel cumpliendo condenas de hasta 10 años por robos menores de productos como mantequilla, yogur, pan o leche.

La iniciativa, que adiciona la fracción XI al artículo 15 instituye que “exista robo por necesidad”; también modifica el artículo 379 para establecer que no se castigará al que, sin emplear medios violentos, se apodera una sola vez de los objetos indispensables para satisfacer sus necesidades personales o familiares del momento.

Precisa que en los casos de delitos cometidos por necesidad, el perdón de la víctima u ofendido no será necesario para que el Ministerio Público desista de la acción penal en contra de las personas que cometan esos delitos y una vez acreditada la necesidad que originó el delito, será posible acceder a un acuerdo reparatorio.

La iniciativa, que está en la Comisión de Justicia de la Cámara de Diputados para su análisis, considera que en el sistema penal debe prevalecer la proporcionalidad entre el delito y la pena que se le impone a la persona que comete algún supuesto establecido en el Código Penal Federal.

“El delito deberá ser proporcional a la importancia social del hecho; en la medida en que el delito ocasione un mayor daño, la sanción deberá ser más severa y no deben de admitirse penas a medidas de seguridad, exageradas o irracionales en relación con la prevención del delito”, señala.

El documento refiere que es difícil comprender casos donde la sanción que se impone es mayor al daño ocasionado por un delito, particularmente, en casos de robo donde no existe violencia y donde la principal causa que lo originó fue la necesidad, ya sea por hambre, salud o simplemente ante la imposibilidad de lograr acceder a una mejor calidad de vida.