Con un emotivo evento lleno de luces, colorido y música, el DIF Nuevo León realizó el tradicional encendido del pino navideño en el Centro Capullos, donde los pequeños vivieron las fiestas decembrinas.

Acompañada de sus hijos Alejandro, Valentina, Victoria y Emiliano, la presidenta del Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) estatal, Adalina Dávalos, convivió con las niñas, niños y adolescentes de este centro durante una posada navideña.

En su mensaje, la funcionaria refirió que en estos dos años de administración se han realizado numerosos cambios en este centro, como remodelaciones, ampliaciones y agilización de los procesos de adopción.

Expresó que "esta área para mí ha sido la más especial del DIF, a la que le he puesto todo mi cariño, a la que mis hijos y yo les hemos entregado o nos han entregado mucho corazón, mucho amor".

Tras realizar el encendido del pino navideño, patrocinado por una compañía refresquera , la titular del DIF estatal presenció una pastorela, shows musicales, bailables, piñata y una convivencia con los menores.

Dávalos pidió a secretarios y funcionarios de primer nivel del Gobierno del Estado que se sensibilicen y su apoyen al DIF para que esta Navidad apadrinen a niñas y niños, regalándoles algún presente este 24 de diciembre.

Mencionó que acudirá “el 24 de diciembre por la tarde a entregarles los regalos, que fue la cartita que ellos escribieron, en la cual hoy le pedí a los funcionarios que nos apoyaran a apadrinar a los niños“.