El presidente francés, Emmanuel Macron, y la canciller federal alemana, Angela Merkel, acordaron hasta marzo acercar posiciones sobre una profunda reforma que se vislumbra para la zona del euro y que podría incluir la creación de un Fondo Monetario Europeo y un presupuesto exclusivo para la unión monetaria.

El objetivo es aprovechar el actual periodo de bonanza para reforzar la estructura de la zona del euro ante la eventualidad de nuevas crisis.

“Hay diferentes propuesta sobre la mesa. Hemos discutido entre los dos y presentaremos propuestas comunes en marzo”, dijo Merkel en una rueda de prensa conjunta con Macron.

El tema fue tratado este viernes por los gobernantes de la Unión Europea (UE), excepto Reino Unido, en su última cumbre del año, en Bruselas, pero se ha constatado que solo reunen consenso dos de las diversas ideas barajadas.

La primera de las que deberán concentrar la atención en los próximos seis meses consiste en completar “paso a paso” la unión bancaria, para lo que hace falta poner en marcha una garantía paneuropea de depósitos y reforzar el fondo europeo de resolución bancaria.

La otra propuesta que logró consenso es la de ampliar los poderes del Mecanismo Europeo de Estabilidad (MEDE) hasta convertirlo en un Fondo Monetario Europeo (FME) que actuaría como mecanismo de rescate y cortafuegos en momentos de crisis.

“Las discusiones continuarán sobre otras ideas que necesitan más tiempo para madurar y una perspectiva más larga”, explicó el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk.

Entre ellas se incluyen el presupuesto específico para la zona del euro y la creación de un puesto de ministro europeo de Economía y Finanzas que sería, a la vez, un vicepresidente de la Comisión Europea y presidente del consejo de ministros de la unión monetaria (Eurogrupo).

Ambas propuestas son defendidas por Macron, pero no reunen apoyo en Alemania, donde Merkel sigue empeñada en formar gobierno.

Cuestionada si será posible acercar posiciones en tan poco tiempo, Merkel respondió: “es lo que quiero, y donde hay voluntad, hay manera”.