La Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México llamó a redefinir algunos criterios en el Sistema Penal Acusatorio para que delitos como portación de arma amerite prisión preventiva.

El procurador Edmundo Garrido Osorio informó que durante este año las autoridades capitalinas han llevado ante el juez a más de cuatro mil 600 personas acusadas de robo a transeúnte.

Expuso que de enero al corte del 13 de diciembre los elementos de la Policía de Investigación han puesto a disposición de los jueces a dos mil 638 imputados por dicho delito y cumplimentado 623 órdenes de aprehensión, mientras que la Secretaría de Seguridad Pública ha detenido a mil 352 personas por la misma causa.

En conferencia de prensa el funcionario local llamó a redefinir algunos criterios en el Sistema Penal Acusatorio para que delitos como portación de arma amerite prisión preventiva.

Es importante, dijo, que como todos los sistemas se ajuste a la operación que se da en la realidad; pese a ello, el procurador descartó que la implementación del sistema sea un error, “funciona pero sí hay que redefinir acciones y conductas”.

Consideró que tanto la Secretaría de Seguridad Pública como la Procuraduría tienen la fuerza suficiente, así como los elementos suficientes y altamente capacitados, para atender los problemas de seguridad de la capital, por lo que de aprobarse la Ley de Seguridad Interior las autoridades capitalinas serán respetuosas y seguirán trabajando.