,.- El presidente ruso, Vladimir Putin, afirmó hoy que la supuesta injerencia de Rusia en las elecciones presidenciales de Estados Unidos es un invento de los adversarios del mandatario Donald Trump para intentar socavar su legitimidad, además las acusaciones dañan la política estadunidense.

“Todo esto lo inventó gente que se opone a Trump para deslegitimar su trabajo”, dijo Putin en su tradicional rueda de prensa anual, en la que abordó una gama de temas nacionales e internacionales, incluso anunció que buscará su reelección como candidato independiente.

Indicó que las acusaciones de colusión entre el presidente Trump y Rusia han dañado el sistema político estadunidense y mostraron una falta de respeto hacia los que votaron por el republicano.

Insistió en que el ex embajador ruso en Wshington, Serguei Kislyak, cuyos contactos con los asesores de campaña de Trump están siendo investigados por el FBI y el Congreso de Estados Unidos, estaba simplemente desempeñando sus funciones diplomáticas como cualquier embajador.

"Nuestro embajador fue acusado de reunirse con alguien, pero es una práctica normal en todo el mundo". ¿Qué vieron en esto de terriblemente sorprendente? y ¿por qué esto tiene que convertirse en una manía de ver espías?”, dijo el mandatario ruso.

Sobre la gestión de Trump al frente de la Casa Blanca, Putin opinó que es que algo que debe hacer su electorado, aunque señaló que ve “algunos logros bastante importantes” en el corto lapso en el que ejerce como presidente de Estados Unidos.

En concreto se refirió al crecimiento de los mercados, los cuales “hablan de la confianza de los inversores en la economía estadunidense, de que confían en lo que hace su presidente en ese ámbito”.

“Con todo el respeto a la oposición de Trump dentro de Estados Unidos, estos son factores objetivos”, agregó Putin.

Durante la conferencia de prensa, transmitida en directo por la televisión a todo el país, Putin también se refirió a las diferencias que separan a Rusia y Estados Unidos en temas de trascendencia internacional, como la escalada de tensión en Asia por las continuas pruebas nucleares y con misiles balísticos realizadas por Corea del Norte.

Putin llamó a “ser muy prudentes” respecto a Pyongyang. "Corea del Norte no ve otro remedio para sobrevivir que el desarrollo de armas de destrucción masiva", mientras que Estados Unidos amenaza con recurrir nuevamente a las armas nucleares "de manera infundada", reprochó.

En la tradicional comparecencia a la prensa, a la que asistieron más de mil 600 periodistas nacionales y extranjeros, Putin también habló sobre asuntos internos, como el crecimiento económico, la salud, educación, las jubilaciones, incluso la cuestión del dopaje en el deporte.

Asimismo, abordó sobre la situación que Impera en Ucrania, Siria, la lucha contra el terrorismo internacional, sus relaciones con China, el referéndum en el Kurdistán iraquí y los proyectos prioritarios en el Ártico.