Las comisiones de Gobernación y Puntos Constitucionales y de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología del Congreso del Estado de México aprobaron de manera unánime la Ley para Prevenir y Atender el Acoso Escolar.

La finalidad de este nuevo ordenamiento es establecer mecanismos para erradicar el acoso escolar, también conocido como bullying, el cual atenta contra la integridad física, psicológica y social de los estudiantes.

“El propósito del nuevo ordenamiento estatal, aprobado de manera unánime, es proteger a los estudiantes sobre la base del respeto a su dignidad”, subrayó el autor de la iniciativa, diputado Jacobo David Cheja Alfaro, coordinador parlamentario de Movimiento Ciudadano.

Agradeció a los legisladores por apoyar su iniciativa, además de reconocer las aportaciones de las secretarías de Educación y de Justicia y Derechos Humanos del gobierno estatal para enriquecerla.

La diputada del PRI, Ivette Topete García (PRI), afirmó que se trata de una ley noble que determina la obligación de las escuelas de emitir un informe sobre denuncias, incidencias y medidas de atención, así como delimitar el marco de acción para prevenir y eliminar el acoso, a fin de garantizar el respeto a los derechos de las niñas, niños y adolescentes.

Del PRD, la legisladora Bertha Padilla Chacón, felicitó al diputado Jacobo Cheja por esta nueva ley, porque limita conductas antisociales y promueve un ambiente sano en los espacios educativos, mediante bases legales para los maestros, la comunidad escolar y los padres de familia.

Al expresar el voto a favor del Grupo Parlamentario de morena, el diputado Marco Antonio Ramírez Ramírez pidió que no sea letra muerta y que los planteles educativos cuenten con las condiciones para aplicar esta ley, especialmente las escuelas rurales.

El diputado Mario Salcedo González, coordinador de los diputados de Encuentro Social, celebró la aprobación de esta nueva ley, porque contribuye a evolucionar a un nuevo modelo que permite combatir esta práctica que tanto daña a la niñez.