La Iberoamérica que viene la dirigirán los jóvenes que tengan más capacidades o habilidades y que estén comprometidos con ideas innovadoras, constructivas y con un amplio compromiso social, afirmó el secretario general del Organismo Internacional de Juventud para Iberoamérica (OIJ), Max Trejo.

En ese sentido, dijo que los jóvenes con esas características harán que dicha región sea más justa, solidaria, inclusiva, por lo que este sector será un agente de transformación.

En el marco de la clausura del Encuentro Internacional Trabajo, Empleo y Migración. Jóvenes, Desigualdades y Diásporas Globales, felicitó al gobierno de México y al de Quintana Roo que realizaron este encuentro en el que se abordaron diversas temáticas, como la inclusión de políticas públicas dirigidas hacia la reinserción de migrantes.

"Estos eventos siempre sirven para construir, para replantearse nuevas ideas, las nuevas ideas en política importan porque crean prosperidad", destacó.

En tanto el director general del Instituto Mexicano de la Juventud (Imjuve), José Manuel Romero Coello, señaló que trabajará para que haya menos jóvenes migrantes y para que este sector tenga acceso a servicios de salud, empleo y oportunidades.

"Para eso trabajo y lidero un gran equipo que forma parte del grupo de Iberoamérica y hoy van a trabajar para que haya menos jóvenes migrantes y más jóvenes con trabajo, que puedan conseguir mayores oportunidades", expuso.

El especialista del Programa de Ciencias Sociales y Humanas de la oficina de San José de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), Juan Pablo Ramírez-Miranda, subrayó la importancia de la participación y la invitación de los jóvenes en la formulación y revisión de políticas públicas.

En el evento instó a que se cambie el paradigma de ver a este sector como beneficiarios sino como agentes de cambio, lo que implica que ellos tomen las riendas y que no sólo pidan y extiendan la mano para recibir sino para conseguir esos espacios.