La NASA reveló los primeros datos recopilados por la nave espacial Juno durante su primer sobrevuelo a la mancha roja de Júpiter, el cual muestra que la característica principal del planeta llega hasta por debajo de las nubes.

La información proporcionada por Juno muestra que la tormenta más famosa del Sistema Solar tiene casi una Tierra y media de ancho, con raíces que penetran 300 kilómetros la atmósfera del planeta, detalló el investigador principal de Juno, Scott Bolton.

Ubicada en el hemisferio sur del planeta, la mancha roja de Júpiter tiene la forma de un óvalo gigante de nubes de color carmesí que corre en sentido contrario a las manecillas del reloj, con velocidades del viento mayores a cualquier tormenta en la Tierra.

La Administración Nacional de la Aeronáutica y del Espacio (NASA, por sus siglas en inglés) indicó que a partir del 3 de abril de 2017, la mancha roja mide 16 mil kilómetros de ancho, 1.3 veces más extensa que la Tierra.

“Juno descubrió que las raíces de la Gran Mancha Roja son de 50 a 100 veces más profundas que los océanos de la Tierra y más cálidas en la base que en la cima”, explicó el coinvestigador de Juno, Andy Ingersoll.

El profesor de ciencia planetaria agregó que los vientos se asocian con las diferencias de temperatura y la calidez de la base del lugar explica los fuertes vientos en la parte superior de la atmósfera.

Otro de los resultados de la misión muestra que el planeta “rojo” tiene dos zonas de radiación previamente inexploradas, encima de la atmósfera del gigante gaseoso cerca del Ecuador.

La zona descubierta por el Instrumento de Detección de Partículas Energéticas de Júpiter (JEDI) incluye hidrógeno enérgico, oxígeno e iones de azufre moviéndose a una velocidad casi liviana.

Los científicos piensan que las partículas derivan de átomos neutros energéticos, iones de movimiento rápido sin carga eléctrica, creados en el gas alrededor de Io y Europa, lunas de Júpiter.

De acuerdo con los especialistas, los átomos neutros se convierten en iones cuando sus electrones son eliminados por la interacción con la atmósfera superior de Júpiter.

Juno fue lanzado el 5 de agosto de 2011 y órbita alrededor de Júpiter desde el 4 de julio de 2016, y realizará su noveno sobrevuelo a Júpiter el próximo 16 de diciembre de 2017.