Las compañías blindadoras mexicanas Epel Tácticos y TPS Armoring, acordaron un programa de cooperación para el desarrollo y producción del vehículo táctico Black Mamba QRV, automotor de exportación para cualquier parte del mundo.

En el marco de Expo Defensa 2017, feria celebrada en Bogotá, Colombia, los ejecutivos de Epel Tácticos y TPS Armoring, Ernesto Mizrahi y Enrique Herrera, coincidieron en que la unión de estas dos firmas, demuestra que el intercambio de tecnología demuestra la calidad de la mano de obra mexicana.

“Por primera vez dos grandes firmas del blindaje automotor, cuya experiencia supera los 20 años, se unen para desarrollar, producir y comercializar vehículos tácticos para mercado mexicano y extranjero. Conjuntamos ingeniería, diseño, procesos, tecnología y sobre todo mano de obra calificada para presentar automotores únicos en su tipo”, dijeron los directivos.

Las unidades de estas compañías registran alta demanda en el sector privado y público; Epel Tácticos ha dotado a las Fuerzas Armadas mexicanas con más de 300 unidades, y TPS Armoring blinda los vehículos para el Estado Mayor Presidencial, así como diferentes sectores del gobierno mexicano, y es un proveedor autorizado del gobierno americano con exportaciones a nivel global incluyendo el Medio Oriente, África y Europa.