La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) clausuró diversos equipos y el área de mantenimiento de Industrias NORM en Cuautlancingo, Puebla, por su manejo irregular de residuos peligrosos.

En una visita de inspección, se detectaron que los manifiestos de entrega, transporte y recepción de los residuos peligrosos carecían de la firma del destinatario final.

Durante la diligencia, los inspectores federales clausuraron el área de mantenimiento, así como las troqueladoras con números 11, 18 8 y 29 y Heibron, a fin de prevenir posibles daños a los ecosistemas y la salud pública.

La dependencia federal refrendó su compromiso de vigilar el cumplimento de la normatividad en materia de manejo de los residuos peligrosos generados en las actividades productivas.