La policía federal detuvo a 22 colombianos y tres mexicanos que trabajaban en un invernadero donde cultivaban y clonaban marihuana modificada genéticamente en una localidad del estado de Jalisco, informaron las autoridades el domingo.

Los invernaderos se situaban en Tlajomulco de ZúñigaEn un comunicado de prensa, la policía federal indicó que los invernaderos, tres bodegas de unos 2,000 metros cuadrados cada una situadas en el municipio de Tlajomulco de Zúñiga, tenían unas 7,000 "plantas madre" de marihuana de diferentes tamaños que habían sido mejoradas genéticamente para después clonarlas.

Los extranjeros eran contactados vía correo electrónico para invitarlos a trabajar allí y les ofrecían pago en dólares. Una vez en el estado de Jalisco, otra persona era la encargada de alimentarlos y pagarles, además de recoger las cosechas, explicó la nota de prensa.