McDonald's de Estados Unidos dijo el jueves que menos clientes eligen una gaseosa para su Cajita Feliz desde que dejó de incluir esos refrescos en los tableros donde exhibe el menú.

La mayor cadena mundial de hamburguesas dijo que el 48% de los pedidos de Cajita Feliz eligieron una gaseosa como bebida en Estados Unidos desde que las retiró de los menús y materiales publicitarios entre julio del año pasado y mayo, comparado con el 56% en el mismo período del año anterior.

Preveo que esto seguirá bajando "Preveo que esto seguirá bajando", dijo Julia Braun, directora de nutrición en McDonald's.

McDonald's Corp. encargó un estudio para conocer los progresos realizados desde las promesas que hizo a fines de 2013 a la Alianza para una Generación más Sana, financiada por la Fundación Clinton y la Asociación Cardiológica de Estados Unidos.

McDonald's quiso responder así a quienes lo critican por vender comida chatarra y ofrecer alimentos poco sanos a los niños. Perder esa reputación es de importancia fundamental para una empresa que se convirtió en líder al seducir a padres e hijos.

Burger King y Wendy's han dicho que dejarán de presentar gaseosas como una opción en el menú infantil ante una solicitud en ese sentido por grupos que promueven la alimentación sana. Representantes de ambas cadenas se negaron a responder si esas medidas han afectado las ventas de gaseosas.

Margo Wootan, directora de políticas de nutrición en el Centro por la Ciencia en Bien del Público dijo que la baja de ventas de gaseosas con la Cajita Feliz era un fenómeno prometedor.

"Se necesita más de un año para contrarrestar décadas de mala publicidad", dijo Wootan.