Congreso debe retomar discusión de reforma migratoria: Casa Blanca

La Casa Blanca consideró hoy que el Congreso debería retomar la discusión de una amplia reforma migratoria que haga funcional el actual sistema y solucione la situación de los beneficiarios del...

La Casa Blanca consideró hoy que el Congreso debería retomar la discusión de una amplia reforma migratoria que haga funcional el actual sistema y solucione la situación de los beneficiarios del Programa de Acción Diferida para Llegados en la Infancia (DACA).

“Ahora que ha puesto fin a este insostenible e inconstitucional programa impuesto por la administración anterior, el presidente está llamando a los hombres y mujeres del Congreso a cumplir su obligación con los estadunidenses y reformar verdaderamente nuestro sistema migratorio”, dijo la vocera presidencial Sarah Huckabee Sanders.

Aunque la decisión del presidente Barack Obama de instaurar DACA a través de una orden ejecutiva fue consecuencia de la negativa de los republicanos en la Cámara de Representantes a llevar a la discusión la ultima iniciativa de reforma migratoria en el 2012, Sanders dijo que existe confianza de que esta vez será diferente.

“Esto es algo que necesita ser solucionado de manera legislativa, y tenemos confianza de que lo harán, y estamos listos y dispuestos a trabajar con ellos a fin de lograr una reforma de migración responsable, que incluya DACA”, indicó en rueda de prensa.

Sanders reconoció que la tarea no será fácil, pero consideró que parte del trabajo del Congreso es confrontar los temas difíciles que demandan respuesta, “ese es su trabajo, y si no pueden hacerlo, necesitan hacerse a un lado y dejar que alguien más que pueda con esta pesada carga lo logre”.

La vocera insistió que el fin gradual del programa no convertirá en prioridad para acciones de deportación a los “dreamers”, como se conoce a los casi 800 mil beneficiarios del programa.

“Los beneficiarios de DACA, que promedian los 20 años de edad, no fueron una prioridad de acciones policíacas antes, y ciertamente no lo serán ahora”, dijo.

De acuerdo con la vocera, la prioridad de las tareas de detener y deportar inmigrantes indocumentados continuarán siendo aquellos con antecedentes criminales, y quienes reincidan en ingresar al país sin documentos, entre otros grupos.

Frente a las reiteradas declaraciones de Trump de que actuaría con compasión en el caso de los “dreamers”, a quienes dijo querer, frente a la decisión que tomó este martes, Sanders insistió que no se puede acusar al mandatario de tener un corazón frío.

“Creo que la gente en el país debería estar celebrando el hecho de que tienen un presidente que está (...) haciendo valer la Constitución, para lo que fue electo”, precisó.