El gobernador de Guerrero Rogelio Ortega garantizó el viernes en Radio Fórmula que el domingo 7 de junio habrá elecciones en todo el territorio del estado pese a la violencia y los disturbios registrados en los últimos días.

"Las elecciones se celebrarán en todo el territorio de Guerrero y con atención especial en los focos rojos en coordinación con todas las autoridades, y organizando los blindajes necesarios que le den certeza a la ciudadanía", aseguró.

A 48 horas de que se abran las casillas, el gobernador insistió en que "ahora el gran desafío es lograr que se logre la elección el próximo domingo, con la posibilidad de que les garanticemos a los ciudadanos de Guerrero que vayan a ejercer su derecho".

Ortega dijo que este viernes sólo tienen constancia de un foco rojo en Tixtla.

"El resto del estado se encuentra razonable orden, hay radicales muy disminuidos, pero antes se contaban por miles las movilizaciones. No echo campanas al vuelo pero lo que hemos hecho es atender de manera directa todos los días los conflictos sociales, y hemos logrado atenuar la violencia a partir de diálogo y acuerdos".

En Chilpancingo, capital del estado y uno de los puntos má conflictivos, según el gobernador también "está atentido permanentemente, es una de las grandes prioridades para establecer diálogos, acuerdos y convenios necesarios", por eso no ve problema para que se desarrollen en paz los comicios.

Respecto a Tixtla, "es complicado, es un foco rojo, allí está Ayotzinapa, es la sede del conflicto, pero tenemos establecidos los consejos destritales, tanto federales como locales, llegó la papelería, y no vamos a permitir que gente al margen de la ley impida el desarrollo de la jornada electoral".