Quisiera ver un mundo diferente al que tenemos: Pedro Valtierra

Yo cuestiono las cosas que duelen para que dejen de existir, por eso muchas de mis fotos no son lindas, porque tienen dolor y mucha tristeza. Sin embargo, ahí está el sentido y mi idea de la vida...

Yo cuestiono las cosas que duelen para que dejen de existir, por eso muchas de mis fotos no son lindas, porque tienen dolor y mucha tristeza. Sin embargo, ahí está el sentido y mi idea de la vida: Mis fotos son reales, y con ellas, intento retratar la personalidad y el alma de la gente.

Así se expresó el fotógrafo contemporáneo por antonomasia en México, Pedro Valtierra (Zacatecas, 29 de junio de 1955), quien pese a todo lo que ha visto a través de la lente de sus cámaras fotográficas, desde las de rollo hasta las más modernas de la era digital, es el adulto feliz que soñó ser cuando era un niño.

Entrevistado en ocasión de los 31 años de su agencia fotográfica Cuartoscuro, y 24 de su revista homónima, Valtierra, quien llegó a la Ciudad de México en 1969 procedente del rancho sin luz ni escuela donde nació, recordó que en sus años mozos siempre quiso ser feliz, y que al mismo tiempo, la gente lo fuera.

Sensible al acontecer diario, dijo a Notimex: “Quisiera ver un mundo distinto, diferente, y me he afanado lograrlo. La fotografía no va a cambiar al mundo, pero he trabajado para eso, para que el mundo sea feliz; me duele la injusticia y me duelen todos los muertos, el sufrimiento de los niños y el de los adultos”.

Valtierra creció como periodista gráfico con grandes del oficio como Manuel Becerra Acosta, Carlos Payán, Miguel Angel Granados Chapa y algunos otros comunicadores críticos y responsables socialmente. La fotografía que pronto aprendió, es la cuestionadora pero no la que afecta o daña a quien retrata, dijo.

Asegura que él retrata para que sus fotos “cuenten y digan cosas”, pues quiere transmitir emociones. “Si lo logro, estoy feliz, porque ese es el objetivo. Todo periodista quiere que su labor se vea, que circule, y a mí, como periodista, me gusta también que la gente vea mis fotos, y si le gustan me doy por orgulloso”.

Con esa acendrada pasión y con esos profundos sentimientos, Pedro Valtierra refirió que Cuartoscuro es una agencia nacida con características especiales, con la finalidad de garantizar a los medios de comunicación nacionales toda la información, desde el punto de vista independiente, útil para sus seguidores.

A la fecha, ahí se han preparado alrededor de 150 fotógrafos que llegaron a perfeccionar sus técnicas y egresaron como profesionales. “Les enseñamos a trabajar, pues somos un grupo de fotógrafos que diario se cuestiona y critica su propio trabajo, dinámica que desarrollamos e inculcamos a los jóvenes”.

Lo que hace distinto a Cuartoscuro son los fotógrafos que ahí laboran y tienen un perfil único: Trabajadores, lectores voraces, autocriticos, y con la filosofía de que no se puede hacer periodismo gráfico desde la flojera ni desde la falta de preparación; “hacer fotografía no se reduce a manejar una cámara”, piensa.

Integrar un archivo fotográfico ha sido, desde sus inicios, una prioridad. Hoy, la agencia cuenta con un acervo organizado y sistematizado a disposición del mundo. Tiene un aproximado de 600 mil negativos, y 100 mil transparencias de lo que trabajó hasta hace 18 o 20 años, antes del arribo de la época digital.

En digital, tiene seis millones de fotos clasificadas en términos generales, pero localizables de inmediato. “Tenemos una selección de 700 mil fotografías que están en una base de datos. Siempre puse interés en el archivo debido a la experiencia que tuve con los Hermanos Mayo a quienes vi archivar sus fotos”.

El archivo de Cuartoscuro es uno de los más importantes de México durante los últimos 30 años, porque ha dado cobertura a todos los temas, como al PAN que nadie tomaba en cuenta, y ahí están las fotos, o a Cuauhtémoc Cárdenas con su Corriente Democrática cuando nadie creía en ellos, destacó Valtierra.

Los fotógrafos de esa agencia estuvieron en Chiapas mucho antes que Marcos, porque les interesan todos los temas. “Actualmente hay muy bonitos discursos pero poco interés en guardar la memoria política, social, deportiva y cultural de México que tienen los periódicos, donde existen verdaderas joyas gráficas”.

A más de tres décadas, Valtierra desea mantener la agencia y la revista, estar a la altura del desarrollo tecnológico, mejorar la distribución y sobre todo, poder mantener la independencia, su modo de trabajar y de hacer fotografías siempre propositivas, sin afectar a nadie y respetando al personaje, sea quien sea, concluyó.