Cinco transexuales de Nayarit consiguen su cambio de identidad civil en el DF

  • En su estado no está permitido el matrimonio igualitario y el cambio de identidad.
  • Cuatro hombres serán identificados como mujeres y una chica como varón.
  • Al menos 500 personas de todo el país acudieron a finales del mes de marzo a la capital mexicana para hacer los trámites de mofificación de identidad.
Dos homosexuales cogidos de la mano.
Dos homosexuales cogidos de la mano.
ARCHIVO

Tras un año de papeleo, cinco personas transexuales de Nayarit lograron cambiar su identidad civil en la Ciudad de México, informó el coordinador del Colectivo Estatal de Diversidad Sexual en el estado, Ricardo Hernández.

Mi nueva acta dice mi nombre, sexo femenino  Mencionó que actualmente en la entidad, el matrimonio igualitario y el cambio de identidad no son permitidos, por lo que han tenido que recurrir a autoridades federales para interponer amparos en cuanto a los matrimonios y acudir al Registro Civil en la Ciudad de México.

"Fueron cinco personas, cuatro chicos que cambiaron su identidad para ser identificados como mujeres, y una chica que quiso ser reconocida como hombre", reveló Hernández a Notimex.

Al menos 500 personas de todo el país acudieron a finales del mes de marzo a la capital mexicana para cambiar su identidad; con ello, Hernández dijo que espera que tras recibir una nueva documentación, las autoridades en el estado, les permitan contraer matrimonio.

Trámites gratuitos

Indicó que el costo del trámite originalmente era de 158 mil pesos, por gestiones de estos organismos civiles llegó a mil 580 pesos, y debido a una campaña encabezada por Pro Diana A.C., fueron gratuitos en esta ocasión.

Mariana Gisell Feria Robles, de 32 años, cambió su identidad de hombre a mujer; "mi nueva acta dice mi nombre, sexo femenino, me dieron mi CURP y ahora hay que ir con un abogado y un notario para que nos ponga al corriente en cuanto a los otros papeles, escolaridad, y todo eso", precisó.

Dijo que una de los principales problemas que espera resolver con su cambio de nombre es conseguir empleo, ya que desde 2009 no ha podido obtener uno a partir de que decidió transexualizarse, y en el banco donde laboró le promovieron una renuncia voluntaria.

"Voy a ser más feliz cuando al trabajar en una empresa a la que llegue con mi imagen de transexual y les muestre mi hoja de vida me contraten, tengo carreras en informática y contabilidad", expuso.

Mientras tanto, ayuda a su madre en una lavandería y a pesar de tener una pareja estable, dijo que "el matrimonio no está en mis planes, no es para mí", por lo que a pesar de contar con el reconocimiento de su nuevo género no tramitará una boda civil bajo amparo.