El gobernador de Guerrero, Rogelio Ortega, aceptó el jueves dialogar con grupos de la delincuencia organizada si eso sirviera para encontrar a los 43 normalistas desaparecidos en Iguala el 26 de septiembre, reporta el diario Milenio.

"Si a mí me dicen que vaya a buscar un diálogo con gente de la delincuencia organizada para que nos pidan un rescate y encontremos con vida a los muchachos, estoy dispuesto a hacerlo", dijo.

Si esa fuera la ruta para encontrar a los muchachos con vida, pues hay que darle satisfacción a los familiares Sus declaraciones llegan luego de los padres de los 43 estudiantes se dijeran dispuestos a pedir ayuda al narco para dar con el paradero de sus hijos, algo que también apoyo la Ceteg el día jueves.

"Con la delincuencia organizada es mejor mantener distancia, pero si esa fuera la ruta para encontrar a los muchachos con vida, pues hay que darle satisfacción a los familiares", expresó.

"Se deben atender todas las rutas y líneas de investigación de los padres de los desaparecidos", insistió.

"Siendo uno padre, imaginemos que pasa un día, y otro, y otro, y no sabemos nada de nuestros hijos; se genera una situación de desesperación", dijo el sucedor de Ángel Aguirre en la entidad.

El gobernador añadió que "en su desesperación, los padres pidieron ayuda a un líder de un grupo de la delincuencia organizada. Yo qué puedo hacer, respetar esta petición".