Ejército filipino bombardea a posiciones de extremistas en Mindanao

El ejército filipino bombardeo hoy posiciones del grupo extremistab Maute, afín al Estado Islámico (EI), en la sureña región de Mindanao, en el marco de la ley marcial decretada por el presidente...

El ejército filipino bombardeo hoy posiciones del grupo extremistab Maute, afín al Estado Islámico (EI), en la sureña región de Mindanao, en el marco de la ley marcial decretada por el presidente Rodrigo Duterte hace dos días.

Los bombardeos se concentraron en la ciudad de Marawi, a unos 800 kilómetros al sur de Manila, donde el grupo extremista Maute sembró el terror el martes con actos de violencia, secuestros y la decapitación del jefe de la Policía local.

El teniente coronel Jo-ar Herrera, portavoz de la 1ª División de Infantería, informó que aviones de guerra de las Fuerzas Armadas dispararon proyectiles de forma ‘muy deliberada y precisa’ sobre objetivos del grupo Maute en Marawi.

“Los ’bombardeos quirúrgicos’ buscan acabar hasta con 40 combatientes que se esconden en Marawi”, destacó Herrera, tras afirmar que se han identificado los objetivos que serán despejados para “neutralizar” a los terroristas, según reporte de la cadena ABS-CBN.

Pese a que la mayoría de los 200 mil residentes de Marawi lograron abandonar la ciudad, el portavoz militar dijo que el Ejército se ha comprometido a garantizar su seguridad, por lo que se ha exhortado a quienes permanecen en el lugar evitar salir de sus casas y no acercarse a las áreas de los bombardeos.

La ciudad de Mariwi comenzó a ser evacuada desde el martes, luego de que el gobierno declaró la ley marcial en toda región de Mindanao por los actos de violencia perpetrados por el grupo Maute.

Milicianos de Maute se levantaron en armas la tarde del martes pasado, después de que las Fuerzas Armadas llevaran a cabo una operación para capturar a Isnilon Hapilon, líder del grupo islamista Abu Sayyaf y del ala del EI en Filipinas.

De acuerdo con el más reciente reporte del Ejército filipino, al menos una veintena de miliciano han sido abatidos en los enfrentamientos, mientras ocho soldados, entre ellos dos oficiales, y nueve civiles perdieron la vida.

El alcalde de Marawi, Majul Gandamra, confirmó por su parte a una emisora de Manila, que la situación en la ciudad es alarmante, ya que muchos comercios estaban cerrados, lo que hace difícil a los pobladores que siguen ahí comprar suministros.

“Nuestra prioridad es darle comida, agua y refugio temporal a los residentes. Estamos buscando un centro de evacuación donde no haya presencia de los militantes relacionados con el EI", indicó el alcalde.

El Ejército ha colocado unidades en diferentes partes de la región de Mindanao que están bajo estado de alerta, incluyendo la ciudad de Davao, ciudad natal de Duterte, donde las autoridades temen que los combatientes podrían intentar ataques de represalia.

En medio de los combates en Marawi, el mandatario filipino presentó este jueves al Congreso la proclamación de la ley marcial para su examen como lo exige la Constitución.

De acuerdo con la Carta Magna filipina de 1987, la ley marcial en Filipinas se puede aplicar durante un plazo máximo de 60 días, aunque una vez concluido, el Congreso tiene potestad para prolongarlo por más tiempo.