Auge de bicicletas de alquiler en China obliga a regulación

El auge del negocio de alquiler de bicicletas en China, que se estima crecerá este año 162 por ciento, ha generado tantos problemas de estacionamiento que inició el proceso para regularlo.A pesar de...

El auge del negocio de alquiler de bicicletas en China, que se estima crecerá este año 162 por ciento, ha generado tantos problemas de estacionamiento que inició el proceso para regularlo.

A pesar de que la bicicleta llegó a este país hace casi 130 años, en los dos últimos la modalidad de renta es la que se ha disparado en las grandes ciudades chinas gracias a un modelo sencillo pero que ha generado graves problemas.

El modelo inicia con el registro del usuario y un depósito a través de las aplicaciones de las empresas dedicadas al negocio.

Luego, tomar las bicicletas de donde se encuentren estacionadas, prácticamente cualquier lugar, abriendo el candado con la aplicación, usarla y dejarla de nueva cuenta donde sea, solo con el candado cerrado.

De acuerdo al sitio "El Gato Chino", la startup Mobike inició el negocio al costo de 299 yuanes (43.50 dólares) el registro, que es reembolsable, y un yuan (15 centavos de dólar) por cada media hora de uso.

La aceptación que tuvo este esquema hizo que en solo una semana aparecieran dos empresas competidoras en Shenzhen, la sureña ciudad china donde se originó el negocio, Ofo y Bluego, que para ser competitivas redujeron el depósito y el costo por uso.

En Cantón surgió otra competidora, Xiaoming Bikes, que agudizó la competencia pero llevando el costo del depósito a 30 dólares y medio yuan (7.5 centavos de dólar) por media hora de uso.

Y añadió el sistema de invitaciones, de manera que por cada usuario que el cliente original lleve a la empresa, su tarifa de uso se reduce en un décimo de yuan (.14 centavos de dólar).

El resultado ha sido el disparo del alquiler de bicicletas, y como pueden dejarse prácticamente en cualquier lugar pues gracias a la aplicación el siguiente usuario sabe dónde encontrarla, también se ha generado un desorden en materia de estacionamiento.

Pero entre los pros figura que los embotellamientos se han reducido y por consecuencia la emisión de gases contaminantes, que conforman un grave problema en las ciudades chinas.

Ante esa situación, el ministerio chino de Transportes elaboró un borrador de reglamento sobre el cual ha pedido a los ciudadanos sugerencias a fin de mantener los pros y abatir las quejas por el desorden que genera el estacionamiento de bicicletas.

De acuerdo al reglamento citado por la agencia Xinhua, se fijarán espacios de estacionamiento en la zonas de cruce de las rutas de transporte más importantes, áreas comerciales y de oficinas, todas con supervisión que evite el desorden.

Además, deberá de haber carriles específicos para la circulación de bicicletas y que todas las empresas exijan a sus clientes sus nombres reales al momento de registrarse.

También, todos los usuarios deberán ser mayores a los 12 años de edad y prohíbe el uso de bicicletas eléctricas.

De acuerdo a Xinhua, el número de usuarios de bicicletas de alquiler en China sumó 18.9 millones en 2016, y al finalizar este 2017 se estima que alcanzará los 50 millones.