Niños, sector más vulnerable a sufrir accidentes relacionados con electricidad

En México, una de las principales causas de muerte en los menores de edad son los accidentes en casa, debido a que son la población más vulnerable,  por ello la empresa Schneider Electric emitió...

En México, una de las principales causas de muerte en los menores de edad son los accidentes en casa, debido a que son la población más vulnerable,  por ello la empresa Schneider Electric emitió cinco recomendaciones para evitar que los infantes sean víctimas de algún tipo de eventualidad relacionados con la electricidad en el hogar.

En el marco de la celebración del Día del Niño,  el vicepresidente de Partner Retail para Schneider Electric, Jorge Cortés,  dijo que la primera recomendación es garantizar un entorno seguro, con enchufes a prueba de manipulaciones.

Explicó en entrevista con Notimex que los cables también deben estar fuera del alcance y de la vista de los niños, pues los más pequeños pueden morderlos y sufrir un grave accidente.

Comentó que una segunda sugerencia es enseñar a los niños que el agua y la electricidad nunca deben juntarse; explicarles que las extensiones son sólo para uso provisional, por lo que se deben desconectar después de usarse; que aprendan a reconocer los distintos riesgos relacionados con la electricidad que hay en la calle; y es enseñarles a  detectar cualquier problema en los apagadores.

Explicó que entre los riesgos relacionados con la electricidad en la calle, es que al volar papalotes o jugar con globos metálicos, deben mantenerse lejos de las líneas eléctricas, pues al entrar en contacto con los cables pueden generar daños o apagones, además de vigilar que no trepen a árboles cerca de postes de luz y que nunca intenten rescatar un objeto atrapado.

El directivo de la empresa en administración de energía comentó que se le puede pedir a los niños que avisen si encuentran decoloraciones o manchas en las placas, superficies calientes o si escuchan chispazos a la hora de encender la luz.

Recordó que ante tales riesgos, la empresa creó productos enfocados a proteger a los miembros de la familia, sobre todo a los infantes.

La compañía cuenta con tres líneas básicas en sus productos: placas y apagadores, los cuales evitan que haya descargas eléctricas en caso de que un niño introduzca los dedos dentro del contacto; los dispositivos “falla tierra”, que al momento en que se pueda generar un corto, porque el agua entra en contacto con un dispositivo eléctrico, hace un corte inmediato de energía para evitar una electrocución.

También en el mismo concepto de falla-tierra, pero con un minicircuito, está el conocido como “pastilla” o “switch”, que al ser instalado en el centro de carga principal protege todo el circuito del hogar y evita la electrocución.

Cortés resaltó que de acuerdo con el documento “Situación de las instalaciones eléctricas de vivienda en México” Diagnóstico y Propuestas, realizada por la International Cooper Association México, 41 por ciento de los incendios en inmuebles son ocasionados por cortocircuito.

En tanto que las heridas ocasionadas por la misma razón entre los integrantes de la familia se ubica en 37.8 por ciento y las pérdidas materiales por incendios en inmuebles relacinadas con un cortocircuito alcanzan 61.7 por ciento.