Libre competencia en aerolíneas garantiza derechos a usuarios: Air Canada

El director general de Air Canada en México, Luis Noriega, aseguró que la libre competencia entre las aerolíneas es la forma más efectiva para garantizar los derechos y las mejores condiciones de...

El director general de Air Canada en México, Luis Noriega, aseguró que la libre competencia entre las aerolíneas es la forma más efectiva para garantizar los derechos y las mejores condiciones de servicio para los usuarios.

En entrevista con motivo de la próxima entrada en operación de su ruta estacional Ciudad de México-Montreal, el directivo afirmó: "No creemos que las agencias reguladoras de los países en los cuales operamos deban controlar el servicio que se da a los usuarios", lo cual también podría acarrear otros riesgos importantes para el sector.

Por ello, refirió que la aerolínea apoya el comunicado que emitió la Cámara Nacional de Aerotransportes (Canaero) en contra de las sanciones que pretende imponer el gobierno a las aerolíneas que registren retrasos o cancelaciones, entre otras medidas.

"Existen áreas mucho más importantes en las cuales el gobierno mexicano debe poner atención; creemos que la libre competencia es la forma más efectiva para asegurar los derechos y mejores condiciones de los consumidores", señaló.

Asimismo, consideró que imponer costos adicionales a las aerolíneas acabará por repercutir en el precio que pagan los usuarios al viajar, por lo que brindar total transparencia en los servicios que ofrecen las aerolíneas es la mejor opción.

"De otra forma, el costo adicional acabará repercutiendo en el consumidor. También existe el riesgo real de que algunas aerolíneas ya no puedan sostener su modelo de negocio por un aumento de costos irracional", puntualizó Luis Noriega. 

La Canaero argumentó este martes que de aprobarse las modificaciones a las leyes de aviación civil enviadas por los diputados a la Cámara de Senadores, "los costos adicionales en los que las aerolíneas tendrían que incurrir para poder cumplir las posibles nuevas obligaciones podrían verse reflejados en un incremento en las tarifas aéreas".

La propuesta que ahora se encuentra en el Senado establece que un vuelo con retraso de una a cuatro horas se compense con 7.5 por ciento del valor del boleto para el próximo viaje, y para más de cuatro horas por causas imputables a la aerolínea se considere como cancelado y se compense con 25 por ciento.