El Instituto Nacional de Astrofísica, Óptica y Electrónica (INAOE), informó sobre la creación del Laboratorio Nacional de Óptica de la Visión, que tiene como objetivo desarrollar investigación básica y aplicada en el campo del ojo humano y el sentido de la vista, así como para apoyar a las instituciones de salud visual en el país.

Indicó que dicho laboratorio nacional es financiado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología y tiene su sede principal en el Centro de Investigaciones en Óptica AC (CIO) en León, Guanajuato, además de una subsede en Tonantzintla, Puebla.

En un comunicado, el INAOE señala que es un centro de investigación científica de prestigio internacional y que ambas sedes contarán con equipo de punta, con el fin de desarrollar el instrumental y técnicas que permitan hacer una evaluación lo más completa del sistema visual de una persona.

Al respecto Daniel Malacara Hernández, del Centro de Investigaciones en Óptica AC y líder del proyecto, dijo que se trata de un laboratorio nacional, al que también están invitando a otras instituciones a proponer y colaborar en distintos proyectos.

En la sede del INAOE actualmente participan los doctores David Iturbe, Sabino Chávez y David Sánchez de la Llave.

Dicho proyecto del laboratorio nacional fue aprobado en 2015, por lo que ya cuenta con equipo que permite hacer un diagnóstico del estado de algunos de los elementos del ojo como la córnea, el cristalino y la retina.

En la subsede en el INAOE cuenta con un sistema que permite determinar la cantidad de visión de cada ojo, obtener la topografía de la córnea y la transparencia del cristalino, entre otras cosas, que es más de lo que se puede obtener en una visita a un gabinete optometrista.

Subrayaron que los encargados de mantener la salud visual son los oftalmólogos, y al contar con este tipo de profesionales apoyando las investigaciones del laboratorio es importante, por lo que se tienen acercamientos en Puebla con los colegios de optometría y oftalmólogos.

La óptica visual es multidisciplinaria, ya que involucra no sólo a físicos, oftalmólogos y optometristas, sino también a biofísicos, neurólogos, psicofísicos, fisiólogos y a otros profesionales de diversas áreas.

Por su parte, Sabino Chávez Cerda, uno de los investigadores principales del Laboratorio, enfatizó que buscarán apoyar a instituciones y a escuelas de optometría para que mejoren o incrementen el nivel de preparación de sus egresados con el fin de que tengan los elementos en maestrías y doctorados en el área de óptica visual.

“La idea es apoyar a instituciones médicas como el Seguro Social, el ISSSTE y la Secretaría de Salud. En eso nos estamos apoyando con oftalmólogos y optometristas para meter proyectos alternos dedicados a tener más equipo y recursos para poder atraer a pacientes”, anotó.

Señaló que la relación con estos especialistas permitirá tener contacto directo con pacientes y hacer estudios epidemiológicos sobre las enfermedades más recurrentes en distintas regiones del país y sus causas.

“Este tipo de investigaciones se realiza comúnmente en el resto del mundo y se ha encontrado que hay diferencias de acuerdo con distintas etnias. México aún no tiene muchos estudios al respecto. Confiamos lograr en el INAOE crecer en esta área”, apuntó el científico.

El Laboratorio Nacional de Óptica de la Visión es un proyecto a largo plazo y la intención es que con el tiempo se vuelva autosustentable.

Chávez Cerda agregó que el propósito de este proyecto es que investigadores de todo el país que trabajan en el campo de la óptica de la visión puedan tener acceso al equipo que se tiene en estos laboratorios.

“Además, estamos planeando realizar escuelas regulares en óptica visual, como las que ya se han hecho en el INAOE, porque es un campo prácticamente nuevo en México y en el mundo tiene poco que se ha venido desarrollando”, expresó.

El término óptica visual se refiere al entendimiento de cómo se ve y funcionan el ojo, así como todos los procesos físicos y fisiológicos que intervienen en la visión, desde la córnea, pasando por cada elemento óptico, por los receptores del nervio óptico que reciben la señal y la transmiten hacia el cerebro, hasta la manera en que el cerebro interpreta las señales visuales.