Aerolínea Alitalia enfrenta riesgo de quiebra por rechazo a reajustes

Alitalia podría ser declarada en quiebra por el gobierno en los próximos días, luego de que los trabajadores rechazaron hoy en referéndum el plan de recapitalización de la principal aerolínea...

Alitalia podría ser declarada en quiebra por el gobierno en los próximos días, luego de que los trabajadores rechazaron hoy en referéndum el plan de recapitalización de la principal aerolínea italiana.

Según los datos no definitivos de la consulta realizada en los aeropuertos de todo el país, la mayoría de los trabajadores dijo “No” a un plan que prevé el recorte de dos mil 37 puestos de trabajo de personal de tierra, a los que se añadirían otros 400 entre pilotos, copilotos y asistentes de vuelo.

El proyecto también prevé un recorte salarial de 28 por ciento para los pilotos de rutas de medio alcance, 22 por ciento para los de largo alcance y 32 por ciento para los asistentes de vuelo

De acuerdo con datos difundidos la noche del lunes, más del 50 por ciento de los trabajadores habría rechazado el plan, aunque el conteo debía finalizar a primera hora del martes.

En espera de los resultados definitivos, el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, convocó a los ministros de Infaraestructuras, Graziano Delrio y de Desarrollo Económico, Carlo Calenda.

Según los medios, en caso del triunfo del “No”, el martes se reunirá el Consejo de Administración de la aerolínea para decidir la intervención extraordinaria del gobierno.

Sin compradores o nuevos financiadores, los agentes interventores del Estado pedirían la quiebra de la principal aerolínea italiana.

La actual Alitalia nació en 2014 con el control del 49 por ciento de su capital de la aerolínea Etihad Airways, de los Emiratos Arabes Unidos (el otro 51 por ciento lo detentan bancos y otros socios italianos).

Aunque en los primeros meses la compañía pasó de perder un promedio de un millón de euros diarios a unos 750 mil, no ha podido pasar a números negros, como era el plan de su consejero delegado, el australiano James Hogan, que ante el fracaso abandonará el puesto en el segundo semestre de este año.

También ha sido anunciada la renuncia, este mismo año, del presidente de Alitalia, Luca Cordero di Montezemolo.

Nacida como empresa pública en 1946, la vieja Alitalia quebró en 2008 y al año siguiente fue privatizada.

El entonces gobierno de Silvio Berlusconi conformó un conglomerado de empresarios italianos reunidos en el grupo CAI que la rescató de su primera quiebra, pero no pudo evitar la segunda (que abrió el camino al ingreso de Etihad Airways en 2014).

Recién el semanario L’Espresso dijo que entre 1974 y 2014 Alitalia costó a los italianos 7 mil 400 millones de euros y actualmente sigue perdiendo un promedio de 500 mil euros al día, y responsabilizó a los dirigentes de su colapso.