Partido Verde acusa a legisladora de violar reglamento de Cámara de Diputados

La bancada del Partido Verde en la Cámara de Diputados acusó a la presidenta de la Mesa Directiva, María Guadalupe Murguía Gutiérrez, de violentar los principios de legalidad, imparcialidad...

La bancada del Partido Verde en la Cámara de Diputados acusó a la presidenta de la Mesa Directiva, María Guadalupe Murguía Gutiérrez, de violentar los principios de legalidad, imparcialidad, pluralidad y eficiencia legislativa, por lo que pidió su destitución.

Los diputados consideran que la legisladora panista favoreció al grupo legislativo al que pertenece en la sesión del jueves pasado para discutir las reformas al dictamen sobre la Ley General de Vida Silvestre, referente a la última generación de mamíferos marinos en cautiverio.

Por ello los legisladores ecologistas señalaron que llevarán su queja este lunes a la Junta de Coordinación Política (Jucopo), ya que en su opinión la actitud de la diputada Murguía constituye un acto grave y va contra de las responsabilidades de los servidores públicos.

En un comunicado de prensa, expusieron que la panista "se burló de la ley y permitió que otros legisladores también lo hicieran", cometiendo diversas violaciones tanto a la Ley Orgánica del Congreso como al Reglamento de la Cámara de Diputados.

"Al momento de la discusión y votación del dictamen en cuestión la presidenta, de manera tendenciosa, favoreció la posición de su partido, el cual decidió en dos ocasiones (6 y 20 de abril del presente año), de manera premeditada, reventar la sesión para evitar que se aprobara el dictamen referido".

Con ello contravino los artículos 103 del Reglamento en cuestión, y 22, numeral 3, de la misma Ley Orgánica, y dirigió las sesiones sin velar por el equilibrio entre las libertades de los legisladores y la eficacia en el cumplimiento de las funciones constitucionales de la Cámara. 

Lo más grave de todo, opinaron, es que se negó a votar el dictamen, haciendo caso omiso al Artículo 144, numeral 3 del Reglamento de la cámara, que establece que “mientras se realice la votación, ningún diputado o diputada deberá salir del salón de sesiones ni excusarse de votar”.

Además, sin ninguna razón ni fundamento jurídico, se negó a otorgarles el uso de la palabra a diputados de otros partidos y de manera unilateral decidió clausurar la sesión.

Ante esas circunstancias, explicaron, la Ley Orgánica del Congreso señala las causas por las cuales los integrantes de la Mesa Directiva podrán ser removidos de sus cargos.

Entre ellas, trasgredir en forma grave o reiterada las disposiciones contenidas en la Constitución o las leyes, cuando incumplan los acuerdos del pleno o cuando se afecten las atribuciones constitucionales y legales de la Cámara de Diputados.