Busca gobierno capitalino certificación cubana a clínicas de VIH

El Gobierno de la Ciudad de México buscará que sus clínicas especializadas en atención al VIH/SIDA sean certificadas por el Instituto de Medicina Tropical “Pedro Kourí” (IPK) de Cuba.En su gira de...

El Gobierno de la Ciudad de México buscará que sus clínicas especializadas en atención al VIH/SIDA sean certificadas por el Instituto de Medicina Tropical “Pedro Kourí” (IPK) de Cuba.

En su gira de trabajo por La Habana, el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera Espinosa, sostuvo una conversación con los especialistas del IPK, donde se alberga el programa para el tratamiento integral al VIH/SIDA.

Solicitó un intercambio más cercano con las clínicas especializadas Condesa y Condesa-Iztapalapa en la Ciudad de México, pero que incluso atiendan a personas de otros estados.

"Estar más cercanos en los intercambios. Yo quisiera que tuviéramos una mención de ustedes, del Instituto, no sé si a manera de certificación o de aval, pero algo que nos vinculara más", dijo el mandatario capitalino.

Para alcanzar esta certificación, -señaló un comunicado del gobierno capitalino- puede revisarse el funcionamiento de las clínicas capitalinas y si algo faltara podría completarse.

Indicó que enviará a médicos mexicanos que están especializados en enfermedades como Zika, Chikungunya y Dengue "para que participen en cursos “y podamos ser más eficientes en la atención de los habitantes de la Ciudad de México”.

Por su parte, el secretario de Salud (Sedesa) capitalino, Armando Ahued Ortega, apuntó que “la idea es que sigamos fortaleciendo esta relación de intercambio, participación que hace la Ciudad de México con grupos de riesgo, con las personas privadas de su libertad —que también es un grupo muy interesante—, con trabajadoras sexoservidoras y con la población en general”.

Destacó que el tema de las embarazadas es importante “para evitar el contagio a los bebés. Y toda la promoción, prevención y detección importante en el tema de VIH SIDA.

“La capacitación de médicos, de personal, los programas de prevención también nos interesa mucho, cómo están resultando y la idea es seguir trabajando del brazo (CDMX y Cuba)”, agregó el titular de la Sedesa.

Este centro –fundado en 1937– protege a la población contra enfermedades transmisibles, evitando su propagación y participando en el diagnóstico, control y eliminación, así como brinda asistencia médica altamente calificada a pacientes con VIH/SIDA.

El IPK ha contribuido en la formación de más de 53 mil especialistas provenientes de 89 países.

El jefe de Gobierno también recorrió el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología de Cuba (CIGB) –considerado como la institución científica insignia de la biotecnología de ese país.

El CIGB cuenta con aproximadamente mil 600 trabajadores y más de 50 proyectos de investigación-desarrollo, que abarcan vacunas humanas y veterinarias, proteínas recombinantes de uso terapéutico, péptidos sintéticos, anticuerpos monoclonales, sistemas diagnósticos, proyectos que involucran la proteómica y la bioinformática, y biotecnología de plantas, que incluye alimentos funcionales y acuicultura.