Dictaminan que distritos electorales en Texas fueron manipulados

Un panel de tres jueces federales dictaminó que la legislatura de Texas, controlada por los republicanos, manipuló intencionalmente el diseño de los distritos electorales en 2011, para debilitar la...

Un panel de tres jueces federales dictaminó que la legislatura de Texas, controlada por los republicanos, manipuló intencionalmente el diseño de los distritos electorales en 2011, para debilitar la fuerza política de los votantes hispanos, en una acción violatoria a la Constitución de Estados Unidos.

El fallo, es el segundo dictamen en contra del diseño de los distritos electorales de Texas, luego que el mes pasado la misma Corte dictaminara que con este diseño se había discriminado a hispanos y afroestadunidenses al disminuir el poder de su voto.

En una sentencia de 2-1, los jueces federales Orlando L. García y Xavier Rodríguez concluyeron que había "un propósito discriminatorio y despectivo" bajo el plan de redistritación de la Cámara de Representantes de Texas en 2011.

Los jueces indicaron que los votantes hispanos en 12 distritos fueron indebidamente diluidos en los condados de Dallas, Tarrant, Harris, Bexar, El Paso, Nueces y Bell.

Nueve distritos fueron diseñados con poblaciones irregulares en violación de la regla de una persona un voto en los condados de Nueces, Hidalgo, Lampasas y Bell.

"A pesar del masivo crecimiento de la población minoritaria, el Plan H283 no sólo no creó ningún nuevo distrito de oportunidades para las minorías, sino que redujo el número de distritos con población mayoritariamente de minorías, eliminando el distrito 33 en el condado de Nueces", se indica en el dictamen escrito en 153 páginas.

“También eliminaron intencionalmente las ventajas de los votantes hispanos en los distritos mayoritariamente latinos, para intencionalmente diluir la fuerza de voto hispano” en El Paso, Austin y McAllen, a fin de proteger a los candidatos republicanos.

Los jueces determinaron que el impacto del plan fue ciertamente reducir las oportunidades de votación de las minorías en todo el estado, resultando en una representación aún menos proporcional para los votantes minoritarios.