Comunidad LGBT enfrenta discriminación laboral en Guerrero

La comunidad de Lesbianas, Gays, Bisexuales y personas Transexuales (LGBT) en Guerrero enfrentan discriminación laboral, a pesar de que algunos tienen una carrera universitaria y, por temor de ser...

La comunidad de Lesbianas, Gays, Bisexuales y personas Transexuales (LGBT) en Guerrero enfrentan discriminación laboral, a pesar de que algunos tienen una carrera universitaria y, por temor de ser rechazados, se dedican al autoempleo.

Transexuales y Transgéneros son otros sectores que se han visto afectados, al ser rechazados por la sociedad debido a su apariencia, y al no encontrar una oportunidad laboral en alguna empresa, buscan la forma de sobrevivir ofreciendo shows travesti, de imitadores, estilistas y son orillados a prostituirse.

Integrantes de la comunidad LGBT en Guerrero coincidieron en señalar, al ser entrevistados por Notimex, que autoridades gubernamentales deben de aplicar una estrategia de políticas públicas dirigidas específicamente a este sector que ha sido olvidado.

Demandaron espacios laborales, proyectos productivos y la creación en cada Ayuntamiento de secretarías municipales de la diversidad sexual, el cual ya existe en algunos municipios, menos en Acapulco e Iguala que son las ciudades más importantes del estado.

Asimismo, manifestaron que la discriminación en el trabajo o la dificultad para encontrar un empleo se da por motivos de orientación sexual e identidad de género.

En abril del 2016, el Comité de Violencia Sexual de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), que encabeza Ana María Suárez Valencia, aplicó una encuesta en 20 estados del país, en un sector de entre 18 y 60 años de edad.

En declaraciones periodísticas, informó que los resultados de la investigación sobre la “Atención a Personas de la LGBT en México”, arrojó que siete de cada 10 personas fueron discriminadas en espacios educativos por su orientación sexual.

En el trabajo se enfrentan al mismo problema de discriminación ya que algunos les solicitan prueba del VIH.

Igor Petit, presidente del Consejo Estatal de la Diversidad Sexual Guerrerense, expuso que aún sigue habiendo discriminación hacia comunidad LGBT.

Sin embargo Guerrero, es una de las entidades que ha avanzado en cuanto a derechos humanos en este sector de la población pues ha logrado que por decreto estatal, el 17 de Mayo sea el día contra la Homofobia.

Y en la costera Miguel Alemán a la altura de la zona turística de la Condesa se ha colocado la bandera de la comunidad LGBT.

En esa zona, la playa de la Condesa es un punto de encuentro de los integrantes de esta comunidad LGBT.

Dijo que el Consejo Estatal de la Diversidad Sexual están luchando para que todos y cada uno de los municipios del estado exista una oficina municipal de la diversidad sexual.

Actualmente los Ayuntamiento de Taxco, Zihuatanejo, Petatlán, Tecpan de Galeana, Chilpancingo, Chilapa, Tixtla, Zumpango del Río tienen una oficina de la diversidad sexual, menos Acapulco e Iguala, donde las autoridades municipales se han negado abrirla con el argumento de que no hay presupuesto.

Igor Petit, explicó que el objetivo de la creación de la oficina de la diversidad sexual es para atender los asuntos de las población LGTB, y donde el gobierno tenga un acercamiento con la comunidad brindado una orientación sexual, servicios médicos entre otros temas.

“Estas oficinas tienen que acercarse a toda la gente de la población LGTB porque hay muchos y muchas que están en roles equivocados y siento que hay hombres que creen que son homosexuales y en realidad son vice sexuales con mayor tendencia hacia la mujer o al revés y se les tiene que orientar para que tengan una mejor opción de vida”, detalló.

También aseguró que en otros municipios donde se han abierto las oficinas municipales de la diversidad sexual han disminuido los casos de VIH/Sida.

Aseguró que otras de las finalidades que tienen estas oficinas son justamente el de vigilar que la comunidad LGTB conozca las enfermedades venéreas y que se hagan pruebas rápidas de VIH.

Aseguró que mientras no haya una oficina de la diversidad sexual habrá un rezago cultural, político y social porque la comunidad LGBT tiene los mismos derechos como ser humano.

Dijo que así como hay oficinas dirigidas exclusivamente hacia la mujer para combatir la violencia de género, el aborto y los embarazo no deseado, también la comunidad lésbicos –gays necesita la atención de las autoridades.

Denunció que el gobierno municipal de Acapulco, se ha comportado como un “Ayuntamiento tercer mundista” al negarse abrir la oficina de la diversidad sexual que ya existe en otros municipios, donde sus autoridades tienen criterios diferentes y que no esta secuestrado por cuestiones religiosas o morales como las tiene el gobierno de Acapulco.

Señaló que el gobierno municipal no debe de gobernar con cadenas de prejuicio, sino con diversidad y entre ellos esta “la diversidad sexual”.

Refirió que la comunidad LGBT se niegan sus derechos ellos mismos porque permiten que se los secuestren y se los invisibilicen y que el gobierno los segregue y las excluya.

“Si hay rechazo indebidamente, hay rechazo laboral pero mientras los muchachos lo permitan aquellos se van a dar el lujo de seguir rechazando”.

Dijo que es tiempo de que el gobierno del estado aplique políticas públicas para la comunidad LGBT, porque actualmente no ha atendido las peticiones y problemática de este sector ni en lo laboral ni en materia de salud.

“No hay una sola política pública en este momento a favor de la comunidad LGBT guerrerense”, detalló.

Aseguró que los integrantes de la comunidad lésbico gay no solo se dedica a ser travesti, estilistas o prostitutos sino que hay más talentos que en los hetero sexuales.

Pidió a las autoridades del gobierno estatal que se suba al tren de los derechos humanos, porque al final la única garantía que puede tener es la paz en el mundo y el respeto.

A su vez, Alberto Serna Mogollón, presidente de Asociación de Homosexuales y Lesbianas del Estado de Guerrero, lamentó que muchos de los integrantes de la comunidad LGBT a pesar de ser profesionales no ejercen su carrera porque no hay espacio para ellos.

Alberto, quien es licenciado en Administración de Empresas Turísticas y egresado de la Universidad Autónoma de Guerrero (UAGro) no ha tenido la oportunidad de laborar en el ramo turístico y administrativo.

Al no encontrar un empleo de acuerdo a su profesión, el líder de los homosexuales y lesbianas actualmente tiene un programa de diversidad sexual en una televisora local.

Dijo que los integrantes de la comunidad lésbico- gay, se enfrentan también al problema de la deserción escolar en Acapulco.

En ese sentido, comentó que un 10 por ciento de la población, que es la comunidad LGBT de Acapulco no asiste a la escuelas por muchos factores, entre ellos el económico y como son personas que se dedican apoyar a la familia, deciden abandonar los estudios e ingresan a laborar en show travesti, estilistas o al autoempleo.

"Si hay mucha problemática con la comunidad gay para poder encontrar un trabajo digno”, expresó.

Sin embargo, expuso que cuando un licenciado que es gay va a pedir trabajo a una empresa, lo primero que le preguntan es si ¿eres es gay?, y es ahí donde se detiene todo el trámite administrativo en recursos humanos porque empieza la discriminación y el estigma.

"Por ser gay no le dan la oportunidad a un licenciado o a un doctor y a todas las carreras educativas que hay en México y en Acapulco”, detalló.

Explicó que dentro de la comunidad LGBT los más afectados al no poder conseguir un empleo "son los chicos transexuales, pues no los aceptan al no lograr una identidad de género relativamente aceptable ante los ojos de la sociedad".

“A pesar de que estamos en el siglo XXI hay aun la ignorancia de la gente en los temas de la diversidad Sexual y tenemos la ignorancia del matrimonio gay”, expresó.

En ese sentido, Alberto Mogollón recordó que en el 2000 se hizo un censo denominado ¿quienes somos?, ¿donde estamos? Y ¿que hacemos? y se llegó a tener un padrón de 10 mil personas entre gay, lesbianas, transexuales, heterosexuales en el estado.

Añadió que hay un subregistro, porque algunas personas que son gay o heterosexuales decidieron no opinar ni participar por miedo.

El presidente de Asociación de Homosexuales y Lesbianas del Estado de Guerrero, dijo que ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos se han interpuesto por parte de jóvenes gay y lesbianas cuatro denuncias por discriminación y despido injustificado y se le ha dado seguimiento.

Comentó que se empezará a dar talleres de empoderamiento dirigido a la comunidad gay, lesbianas, transexuales, transgénero y poder dar las herramientas para buscar un empleo.

La comunidad LGBT hizo un llamado al gobierno del estado para aplicar estrategia de políticas públicas dirigidas específicamente a este sector que es discriminado.

“No puede ser que haya políticas dirigidas a las mujeres, adultos mayores, niños, madres solteras, a las personas con discapacidad, a los jóvenes y a la comunidad LGBT la tienen rezagada”, detalló.

“Hemos ido a Sedesol ha pedir apoyo desgraciadamente no nos han apoyado , yo si creo que debe el gobierno del estado implementar una estrategia minuciosa para la comunidad LGBT”, dijo.

Mogollón manifestó que si el gobierno no puede dar trabajo a este sector con el argumento de que no hay plazas, entonces puede darles proyectos productivos y herramientas para poner una estética, talles de costura, cocinas económicas entre otra forma de emplearse.

“Necesitamos proyectos productivos, que el gobierno se siente con nosotros para establecer reglas, mecanismos, no queremos dinero lo que queremos son herramientas para trabajar como es el caso de mis compañeros que dan show travesti y que necesitan vestuarios, zapatos o tela para elaborar parte de su vestuario”, expuso.

Por otra parte, Julio César Hernández Valdez, de 30 años de edad, es egresado de la licenciatura en Psicología, un chico que por ser gay se ha enfrentando al rechazo de ser contratado por alguna empresa y darle una oportunidad laboral.

Ante la falta de trabajo se dedica al autoempleo, afuera de su casa, ubicada en Ciudad Renacimiento, Julio por las noches afuera de su casa improvisa una pequeña loncheria para obtener dinero y mantenerse a él y a su familia.

En tanto, César Campos Vargas, de 26 años, es un gay que sólo estudio la preparatoria, por falta de recursos no pudo realizar una carrera universitaria.

César se emplea en ofrecer shows travesti de jueves a sábado, “no hay mucho trabajo en el ambiente gay y me dedico a imitar a Juan Gabriel, de eso me mantengo y trabajo en discotecas, fiestas privadas, eventos y ese es mi trabajo y también vendo ropa”.

Jonathan Zagal Valladares, en otros integrantes de la comunidad LGBT y actualmente es el encargado de la oficina de la diversidad sexual en Taxco.

Egresado de la escuela de Derecho, dijo que le costó trabajo poder conseguir un empleo de acuerdo a su profesión, porque dice que en Guerrero aun abunda el machismo.

“Si a la mujer, los hombres les han cerrado la puerta, se imaginan para una persona gay... En Taxco, tuvieron que pasar muchos años para que alguien de la comunidad lésbico -gay ocupará el cargo director de la diversidad sexual en el Ayuntamiento Municipal”, precisó.

Jonathan dijo que a los transexuales, travesti y transgénero se les ha dificultado encontrar un trabajo en Guerrero donde todavía están cerrados a la diversidad sexual.

Añadió que a la oficina de la diversidad sexual le han llegado compañeros transgénero y transexuales que le han solicitado trabajo pero al no poderlos colocar se han ido a la Ciudad de México donde caen en la vida fácil y venden sus cuerpos.

Jonathan Zagal Valladares, pidió a las autoridades implementar empleo para el sector transexual, los chicos gay, lesbiana, homosexuales que siguen enfrentando el rechazo laboral.

Katherin de la Rosa, es representante de los transexuales en el estado y del colectivo arcoiris LGBT y desde hace 15 años trabaja como demostradora en una empresa que vende productos de protección solar y donde le han respetado por ser transexual.

Sin embargo, señaló que algunas empresas han discriminado laboralmente a sus compañeros de la comunidad LGBT y les han puesto obstáculos para que no puedan desenvolverse como ellos quieren.

Katherin, quien es egresada de la carrera de Psicología Laboral, dijo que no ha buscado un trabajo sobre su profesión porque es difícil que le brinden una oportunidad.

“Estoy trabajando en una empresa muy humana y me respetaron por completo mi preferencia sexual, simplemente me dejaron ser y cuando cambien mi cuerpo poco a poco y me hice algunas cirugías para llegar a verme el como yo quería", dijo.

Algunos integrantes de su colectivo, a pesar de tener una profesión se dedican a trabajar en el círculo de estilistas y dar espectáculos travesti, como Katherin lo hace los días de jueves a sábado, imitando a Rocío Durcal, María José, Thalía y Marisela.

Relató que una empresa transnacional le prohibió la entrada para vender productos como demostradora, con el argumento de que al ir vestida como mujer sÓlo confundía a los clientes.

Dijo que "todos los integrantes de la comunidad LGBT son seres humanos y tienen derecho a demostrar que somos útiles para la sociedad, es por eso que recomendó que se abra más espacios laborales".

“Las preferencias que tengamos no tiene por qué afectar a los demás, porque al final de cuentas estamos preparados para pedir un trabajo independiente de nuestras preferencias sexuales”, detalló.

Pidió a las autoridades gubernamentales que les den una oportunidad laboral y para demostrar que ellos puedan ser útiles a la sociedad.