Una ola de aire polar proveniente de Alaska hizo descender este martes la temperatura en nueve estados del centro y noreste de Estados Unidos, con fuertes nevadas que ya dejaron dos muertos, cientos de vuelos cancelados y más de 700 accidentes viales.

En Minnesota las autoridades reportaron más de 700 accidentes automovilísticos a través del estado a causa de las condiciones climatológicas, que dejaron al menos dos personas muertas.

Asimismo, unos 450 vuelos fueron cancelados en el aeropuerto internacional de la capital St Paul, según el portal electrónico FlightAware.

Bajo cero

En algunas zonas la temperatura será de entre -7º y -4º centígradosEl Servicio Nacional de Meteorología anticipó que las temperaturas en algunas zonas comprendidas a lo largo de las Montañas Rocallosas y las grandes planicies se ubicarán este martes entre menos siete grados y menos cuatro grados centígrados, por debajo de las temperaturas que se registran en promedio durante esta temporada del año.

Los fuertes vientos que acompañan la masa de aire polar provocaron también que las temperaturas en algunas de estas zonas se sientan aún mucho más frías, en algunos casos de hasta siete grados centígrados bajo cero.

La masa de aire polar afectó también entidades como Wisconsin, Montana, Iowa, Kansas, Colorado y Dakota del Sur, alcanzado incluso la zona conocida como The Panhandle en la frontera norte de Texas con Oklahoma.

33 centímetros de nieve

A más de un mes de que comience oficialmente el invierno, en Wisconsin los habitantes ya paleaban unos 33 centímetros (13 pulgadas) de nieve, y varias escuelas suspendieron las clases. En Minnesota cayeron 38 centímetros (15 pulgadas) de nieve y se pronosticó más.

En Colorado las temperaturas cayeron en picada hasta 20 o 30 grados por debajo de lo normalEn la península de Michigan cayeron 30 centímetros (un pie) de nieve, por lo que varias escuelas cerraron. Justin Titus, del Servicio Meteorológico Nacional, dijo que las carreteras estaban "en muy malas condiciones" debido a la nieve.

En Texas, el soplo de viento ártico abatió las temperaturas, de unos 21 a unos 9 grados centígrados bajo cero (de unos 70 a unos 15 grados Fahrenheit). En Missouri lo mismo: las temperaturas templadas rápidamente dieron paso a condiciones gélidas.

En partes de Colorado, las temperaturas cayeron en picada, hasta 20 ó 30 grados por debajo de lo normal, y se vaticina que se mantendrán en esos niveles hasta después del jueves.

Para agricultores de Minnesota y Dakota del Sur, el frío fue motivo de gran ansiedad ya que sus cultivos de maíz no habían sido cosechados. El maíz puede resistir el frío, pero la nieve podría impedirle a los agricultores sacarlo del campo.

Para los ganaderos en las Dakotas, sin embargo, fue relativamente un alivio ya que se pronosticaban sólo unas cuantas pulgadas de nieve. En octubre de 2013, intensas tormentas ocasionaron la muerte de unas 43.000 cabezas de ganado que no habían desarrollado su piel de invierno.

Vuelos cancelados

El transporte también sufrió las secuelas del mal clima. El Aeropuerto Internacional Minneapolis-St. Paul tuvo una gran cantidad de cancelaciones y demoras el lunes. Hubo 175 vuelos cancelados el lunes y 19 en lo que va del martes, dijeron funcionarios del aeropuerto.

Pero no hubo demoras el martes a la mañana en el Aeropuerto Internacional Sawyer en la península de Michigan.

En Minneapolis el lunes, una pulgada de nieve malogró los caminos a tal punto que llegar a cualquier sitio tardaba el triple de lo normal. En cierto momento empezó a caer aguanieve, y los granos de hielo irritaban los rostros y manos descubiertos. Equipos de mantenimiento paleaban la nieve de las aceras, a medida que los camiones de limpieza recorrían las calles de la ciudad.