Miles de civiles huyen del sector oeste de Mosul por los combates

Casi nueve mil civiles han huido en los últimos días del sector oeste de las ciudad iraquí de Mosul debido a los cruentos combates entre las fuerzas gubernamentales y los yihadistas del Estado...

Casi nueve mil civiles han huido en los últimos días del sector oeste de las ciudad iraquí de Mosul debido a los cruentos combates entre las fuerzas gubernamentales y los yihadistas del Estado Islámico (EI) que aún controlan la mayor parte del área.

El ministro de Migraciones y Desplazados, Jassem Mohammad al Jaff, precisó que al menos ocho mil 735 hombres, mujeres y niños huyeron a través del desierto hasta llegar a territorio controlado por las tropas iraquíes, donde han sido alojados en los campos de refugiados de Jada y Hamam Alil.

“Tan sólo este martes hemos contabilizado unos 300 civiles iraquíes que han huido de las zonas de combate en Mosul”, dijo el general Salman Hachem, de las fuerzas de élite del contraterrorismo (CTS).

El gobierno iraquí y las agencias humanitarias están ampliando las zonas habilitadas para los desplazados, quienes suelen “estar exhaustos” soportando graves privaciones inclusive de agua, alimentos, gas, combustible y suministros médicos.

Tanto las organizaciones no gubernamentales como las Naciones Unidas han expresado su preocupación por la suerte de unas 750 mil personas que siguen atrapadas en el sector oeste de Mosul y sus condiciones de vida se degradan día a día.

El canciller ruso, Serguei Lavrov, advirtió este martes que la situación humanitaria en Mosul es peor de lo que fue en la ciudad siria de Alepo oriental.

El 19 de febrero pasado, el ejército iraquí lanzó una operación para expulsar al EI de la parte oeste de Mosul con el apoyo aéreo de la coalición liderada por Estados Unidos y desde entonces las tropas han ido avanzado relativamente rápido, con la toma del aeropuerto, una base aérea y tres barrios en el sur y el oeste.

El lunes, Las fuerzas iraquíes tomaron un estratégico puente sobre el río Tigris que unen el este y oeste de Mosul y recuperaron un barrio, como parte de su ofensiva para para tomar el lado occidental de la urbe.

A finales de enero pasado, las fuerzas iraquíes liberaron la parte oriental de Mosul, tres meses después del lanzar una gran ofensiva para recuperar la ciudad, más de dos años después de haber caído en manos del grupo yihadista.

Desde que comenzó la ofensiva en Mosul, el 17 de octubre pasado, más de 178 mil personas han huido, según el Ministerio de Inmigración y Desplazados, aunque organizaciones humanitarias estiman que la operación iraquí podría dejar hasta un millón de desplazados.

Mosul, la segunda ciudad del país y el último feudo urbano del EI en Irak, cayó en manos de los yihadistas en junio de 2014, cuando fuerzas del gobierno iraquí abandonaron sus armas y huyeron, lo que permitió a los extremistas apoderarse del norte y oeste del país.