Muestra Centro Cultural Tijuana la riqueza del patrimonio mexicano

El Centro Cultural Tijuana muestra la riqueza del patrimonio mexicano a través de la conferencia “Tenochtitlán, Arqueología en el corazón de la Ciudad de México”, a cargo del director del proyecto...

El Centro Cultural Tijuana muestra la riqueza del patrimonio mexicano a través de la conferencia “Tenochtitlán, Arqueología en el corazón de la Ciudad de México”, a cargo del director del proyecto Templo Mayor del INAH, Leonardo López.

El director del Centro Cultural Tijuana (Cecut), Pedro Ochoa Palacio, refirió que reanudan el ciclo de conferencias de México a Través de la Cultura con la charla sobre el Templo Mayor, porque es uno de los edificios más emblemáticos de la cultura azteca, por su arquitectura, simbolismo y lo que representa para los mexicanos.

A su vez, el director del proyecto Templo Mayor del INAH, Leonardo López Luján, manifestó que el descubrimiento más reciente que han realizado es Tlaltecuhtli, el monolito más importante después de la piedra del Sol y Coyolxauhuqui.

Indicó que el Centro Histórico es el más importante del continente americano, porque no hay ninguna ciudad del continente desde Alaska hasta Tierra del Fuego que rivalice con la riqueza cultural de la Ciudad de México, dado que el Centro Histórico tiene la riqueza del patrimonio mexicano.

Destacó que para los arqueólogos es caro excavar y recuperar parte de la herencia indígena porque encima de ella se encuentra la herencia europea, y no es válido destruir una parte de un legado por recuperar otro.

Indicó que por eso se concilian ambos patrimonios que fueron nombrados por la UNESCO patrimonio de la humanidad en 1987.

El responsable de las excavaciones y hallazgos de la importante zona arqueológica, relató que los arqueólogos de la Ciudad de México realizan el trabajo parecido al de Roma, Estambul y Jerusalén, megalópolis modernas que bajo toneladas de concreto cubren antiguas capitales.

López Luján indicó que han encontrado cientos de especies de animales diferentes, provenientes de océanos, manglares, selvas, desiertos, altiplano, de todos los ecosistemas que los mixtecas tuvieron acceso gracias a su poderío económico.

Expuso, durante la conferencia en el Centro Cultural Tijuana, que han aparecido hasta la fecha decenas de edificios y más de 209 ofrendas que son cajas o cavidades que los mexicas enterraban en las pirámides y contenían mucha riqueza.

Manifestó que las cajas también tenían en su interior objetos culturales hechos por los mexicas y sus contemporáneos, así como antigüedades olmecas, xochicalcas y teotihuacanas que los mexicas obtenían excavando en las ruinas de ciudades arqueológicas como Teotihuacán o Tula.

López Lujan, arqueólogo desde hace 40 años, relató que los 22 millones de habitantes que tiene México se convierten en un obstáculo para la excavación, pero sin embargo el mayor obstáculo es el centro histórico por la concentración de monumentos artísticos e históricos que tiene.

Explicó, Leonardo López Luján, que a través de excavaciones, pequeños pozos, trincheras y túneles encuentran fragmentos diminutos del pasado mexicano porque no pueden excavar en sitios emblemáticos del país.

El discípulo de Eduardo Matos Moctezuma, hizo una exhaustiva disección histórica del progreso arqueológico en México desde las primeras excavaciones que los aztecas hicieron en Teotihuacán, la época revolucionaria y la creación de instituciones preservadoras.