Líder episcopal venezolano denuncia acciones para amedrentar a Iglesia

El presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), Diego Padrón, denunció hoy recientes ataques contra instituciones religiosas en Venezuela, que dejaron daños materiales, parecen acciones...

El presidente de la Conferencia Episcopal Venezolana (CEV), Diego Padrón, denunció hoy recientes ataques contra instituciones religiosas en Venezuela, que dejaron daños materiales, parecen acciones “preparadas” para amedrentar a la Iglesia católica.

“Tengo la impresión de que ya no son hechos aislados, como suele decirse en el argot policial. No son acontecimientos aislados, sino que da la impresión, pareciera que se trata de eventos preparados para causar amedrentamiento a la Iglesia católica”, indicó.

En el programa de radio conducido por el secretario ejecutivo de la opositora Mesa de Unidad Democrática (MUD), Jesús Torrealba, el religioso se refirió a ataques contra las viviendas del arzobispo de Lara, José López Castillo, y de Adán Ramírez, de Caracas.

Agregó que la iglesia San Pedro Claver, ubicada en el barrio popular 23 de Enero de Caracas, fue acosada por grupos violentos durante la homilía del domingo, donde obligaron a los feligreses a escuchar una arenga política a favor del gobierno.

Torrealba destacó la intervención del obispo auxiliar de Caracas, Jesús González de Zárate, para dialogar con los alborotadores y resolver la situación.

“No son acontecimientos aislados sino que da la impresión, pareciera, que se trata de eventos preparados para causar amedrentamiento a la Iglesia católica, que ha tenido una posición muy clara frente al gobierno señalando las dificultades y problemas”, señaló Padrón.

“Tenemos que mirar esto con mucho cuidado y denunciarlo, porque si no se denuncia no llega la alerta al pueblo. Es necesario que nuestro pueblo católico, que el pueblo religioso esté atento a esta situación”, puntualizó.

Sin embargo, recalcó que no es la primera vez en la historia que la Iglesia es atacada en Venezuela, cuya población en su mayoría es católica.