Lograr funcionamiento de plataforma de transparencia, reto para 2017

Los desafíos en materia de transparencia para 2017 serán la implementación de las obligaciones legales en la materia por parte de todos los sujetos obligados y el funcionamiento total de la...

Los desafíos en materia de transparencia para 2017 serán la implementación de las obligaciones legales en la materia por parte de todos los sujetos obligados y el funcionamiento total de la Plataforma Nacional de Transparencia, afirmó Joel Salas Suárez.

En entrevista con Notimex, el comisionado del Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai) recordó que, por acuerdo de los integrantes del Sistema Nacional de Transparencia, la fecha para el cumplimiento de las obligaciones de transparencia, se aplazó para el 5 de mayo de 2017.

Indicó que, originalmente, de acuerdo con los plazos establecidos en la Ley General de Transparencia, todos los sujetos obligados deberían haber colocado en internet la documentación exigida por la ley en noviembre de este año, pero la fecha se aplazó debido a dificultades técnicas.

No obstante, es importante que instituciones públicas de los tres niveles de gobierno y de los tres Poderes de la Unión, así como partidos políticos, sindicatos, fideicomisos y personas morales y físicas que reciben recursos públicos, suban su información a internet para cumplir con esa obligación.

El comisionado Salas Suárez recordó que el Inai y en general todas las instituciones que forman parte del Sistema Nacional de Transparencia, están abiertas a ofrecer el acompañamiento necesario a quienes deben publicar su informacón, para que cumplan en tiempo y forma.

Sin embargo, se trata de un desafío importante que deberá atenderse en el primer semestre del próximo año, reiteró.

Otro tema importante que se deberá atender el próximo año, de acuerdo con el comisionados, es el correcto funcionamiento de la Plataforma Nacional de Transparencia, que en sus primeros meses de operación enfrentó algunas dificultades.

Si bien se trata de un trabajo estrictamente técnico para resolver los inconvenientes que se presentaron en primera instancia, el hecho es que las instituciones que forman parte del Sistema Nacional de Transparencia, tienen que estar atentas a que este sistema se regularice y funcione plenamente a la brevedad, tema que también se deberá atender el próximo año.

Respecto al trabajo del Instituto de Transparencia, el comisionado señaló que esta institución termina el año con un buen porcentaje en el cumplimiento de los recursos de revisión (superior a 85 por ciento), así como con la notificación por parte de los sujetos obligados.

Esto, a pesar de que a partir de mayo del presente año se añadió una lista bastante amplia de sujetos obligados por la Ley de Transparencia, lo que obligó a eficientar el trabajo para atender mayor número de asuntos con los mismos recursos humanos y materiales.