Rehabilitan cárcel en la Tarahumara para cuartel de fuerzas mixtas

El edificio del antiguo Cereso de Guadalupe y Calvo está en rehabilitación por Servicios Públicos del Municipio para ser utilizado como cuartel de las Fuerzas de Reacción Inmediata Mixta (FRIM) y...

El edificio del antiguo Cereso de Guadalupe y Calvo está en rehabilitación por Servicios Públicos del Municipio para ser utilizado como cuartel de las Fuerzas de Reacción Inmediata Mixta (FRIM) y estará a cargo de la Sedena.

El Ayuntamiento de Chihuahua informó que semanas atrás la Sedena solicitó mediante oficio a las autoridades municipales un espacio para ser utilizado como cuartel por parte de las fuerzas mixtas que actualmente operan en el municipio.

Las autoridades municipales informaron a través de un comunicado que luego de una revisión al inmueble se acordó que las instalaciones pueden ser utilizadas para los fines que se mencionan.

Indicó que altos mandos del Ejército y directivos realizaron recorridos por el edificio del antiguo Centro de Readaptación Social (Cereso) por lo que se acordó que se utilizara como cuartel militar.

Resaltó que luego de este acuerdo, el área de servicios públicos inició con los trabajos de remodelación para dejarlo listo en el menor tiempo posible.

El lugar tiene ya años sin ningún uso desde que fue cerrado, por lo que en próximas fechas estará a cargo de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) pues los elementos castrenses que viajan a Guadalupe y Calvo utilizan como cuartel un gimnasio.

El nuevo edificio permitirá al Ejército tener dormitorios, oficinas y sobre todo los puntos de control de vigilancia, así como estacionamiento de vehículos.

Anotó que se espera que el nuevo cuartel militar esté listo en los primeros días de enero para de inmediato ser utilizado por el Ejército que conforma las Fuerzas de operaciones Mixtas en esta región de la Sierra Tarahumara.