Museo en Roma presenta homenaje a migrantes muertos en Mediterráneo

Representar una invitación a la acogida y a la tolerancia, pero también un homenaje a los inmigrantes muertos en su intento de cruzar el Mediterráneo es el objetivo de una instalación artística...

Representar una invitación a la acogida y a la tolerancia, pero también un homenaje a los inmigrantes muertos en su intento de cruzar el Mediterráneo es el objetivo de una instalación artística inaugurada hoy en el Museo del Ara Pacis de la capital italiana.

Titulada “Mare Internum/Table of Silence”, la instalación es obra de la artista siciliana Rosella Vasta y está compuesta por una barcaza de madera y 100 grandes platos decorados a mano.

Vasta, que cada año lleva por el mundo sus platos con los que busca simbolizar una mesa que invita a la paz y a la fraternidad, decidió ahora colaborar con los carpinteros de la isla de Lampedusa Francesco Tuccio y Giuseppe Belestri para la muestra que tiene a la sala Paladino del Museo del Ara Pacis como escenario.

En la presentación de la exhibición a los medios, la curadora, Roberta Semeraro, explicó que la barcaza fue realizada con pedazos de madera de las embarcaciones naufragadas en las costas de Lampedusa y está apoyada en una base de arena de mar.

Los 100 platos de cerámica, posicionados por Vasta en la lancha y en la arena que la circunda, fueron forjados con la llamada técnica del “mezzo ingobbio” (uso de un compuesto de arcilla para revestir la cerámica) y decorados con un ideograma hecho a mano.

Imágenes del mar y de inmigrantes en lanchas son proyectadas sobre la instalación para crear un efecto diurno en el que la barcaza y la mesa con los platos de cerámica parecen encallados en la arena, mientras en la noche dan la idea de flotar transportados por las aguas.

Durante la inauguración de la instalación fueron proyectadas las imágenes de “Table of Silence 9/11”, la coreografía de Jacqulyn Buglisi (discípula de Martha Graham) en el Lincoln Centre de Nueva York.

Semeraro dijo que “The Table of Silence” es una instalación itinerante de cerámicas, ideada y realizada por Rosella Vasta, que la propia creadora lleva por el mundo como embajadora de paz a través de la ritualidad del arte, promoviendo proyectos humanitarios y de sostenibilidad.

Recordó que la idea de la mesa como espacio de fraternidad espiritual pertenece a muchas y diferentes culturas desde los tiempos más remoto.

En la época greco-romana, por ejemplo, el momento de compartir los alimentos se convertía en intercambio cultural, social e ideológico, que se realizaba a través del uso de enseres creados por las maestranzas artesanales que florecieron en el Mediterráneo.

“El concepto de mesa como lugar de encuentro neutral, destinado a acoger y conciliar se ha mantenido hasta nuestros días y ha encontrado una solución formal en las mesas de paz organizadas y sostenidas por instituciones públicas y privadas que combaten por la salvaguarda de los derechos humanos en el mundo”, dijo.

En ese sentido explicó que el proyecto artístico de Vasta se realiza a través de una instalación que simboliza dos principios fundamentales de la mesa: la hospitalidad y el diálogo.

“Mare Internum/Table of Silence” estará abierta al público hasta el próximo 22 de enero en el Ara Pacis, el altar que el emperador Augusto dedicó en el año 9 de nuestra era a la paz y que ahora está dentro de un edificio-museo obra del arquitecto Richard Meier.